A Fondo A Fondo
miércoles 07 de marzo de 2018

Quién es el niño que gana U$S11 millones al año

Ryan (6) comenzó cuando tenía tres años haciendo videos en YouTube y hoy tiene más de 12 millones de seguidores

Hasta un chico de seis años puede ser parte del millonario negocio de hacer videos para YouTube, pero no significa que sea para cualquiera. Ryan hace reviews de juguetes y comida en video para sus seguidores en la plataforma y el año pasado facturó más de U$S11 millones.

La joven estrella tiene más de 10 millones de suscriptores en su canal RyanToysReview. Si bien la tabla de los que más plata generan en la plataforma de videos de Google está dominada por conductores de entre 20 y 30 años, este chico encontró su lugar junto a gigantes como PewDiePie, Justin Bieber y BuzzFeed.

Matar al intermediario y ser dueño de un canal de contenidos es atractivo para miles de millennials con ganas de ganarse la vida en YouTube.

La familia creó el canal en marzo del 2015, cuando su hijo tenía solo tres años, y al principio no tuvo muchas visitas. Pero cuatro meses más tarde publicaron un video donde Ryan abre una inmensa colección de más de 100 juguetes de Lightning McQueen, el coche que protagoniza las películas de Cars, animadas por Pixar, y sus suscriptores comenzaron a duplicarse todos los meses. Mientras que al principio tenían entre 10 y 25 nuevos suscriptores diarios, pasado un año el canal estaba ganando más de 10.000 suscriptores cada día, acumulándose hasta alcanzar los 12 millones que tienen en la actualidad.

Hace tiempo que las reseñas de juguetes dejaron de ser un juego para convertirse en un enorme negocio en la web. El fenómeno no es nuevo, ya para mediados del 2013, un canal llamado DisneyCollecterBR llegó al Top 10 publicando videos donde una mujer, que nunca mostraba su cara, abría y jugaba con distintos productos y los comentaba. Para el 2014 entró a la lista de los 10 canales más vistos en los Estados Unidos.

El canal comenzó siendo simplemente lo que indica su nombre, un lugar donde publicaban videos de Ryan haciendo reviews de juguetes, contando si le gustaban y jugando con ellos. Era chico, hacía lo que podía para abrir las cajas, jugaba y se despedía diciendo "nos vemos la próxima".

Con el tiempo el formato fue cambiando y empezaron a incluir cada vez más juguetes en los videos, primero dos y luego decenas. El video de los 100 juguetes de Cars fue visto más de 800 millones de veces.

En los últimos videos Ryan habla más, cuenta que está "emocionado" por ver lo que está por abrir y se muestran los juguetes de cerca, pero sucede muchas veces que él nunca juega con lo que le dan. Eso sí, siempre sonríe, saluda y pide que se suscriban al canal.

Las marcas no tardaron en acercarse. Videos como los de Ryan llegan a millones de personas que muy probablemente le compren los productos que figuran en ellos a sus hijos. El padre de Ryan contó en una entrevista con el medio especializado en la plataforma TubeFilter que entraron al negocio del contenido patrocinado y ahora, tal como lo requiere el regulador estadounidense, aclaran sus vínculos comerciales con los fabricantes de juguetes en sus videos sponsoreados.

Ahora la familia abrió un segundo canal llamado Ryan's Family Review, dedicado a las aventuras del chico con sus dos hermanas gemelas, Emma y Kate, pero según contaron están listos para cerrar todo si Ryan decide que no quiere seguir haciendo videos, estarían dispuestos a dejar su negocio millonario.


Fuente:

Más Leídas