A Fondo Miércoles, 7 de marzo de 2018

Crearon una marca de accesorios exclusivos para andar en bicicleta

Tamara Rachi es diseñadora de Indumentaria y ciclista. Antes de fundar Hélice, recorría las calles de Buenos Aires sobre dos ruedas pero con un problema: no encontraba ningún accesorio apto para transportar en la bicicleta y que, a la vez, fuera estético. "La idea surgió por la necesidad de un producto funcional, pero que no fuera únicamente deportivo", reconoce la fundadora de esta marca de accesorios para bicicletas que en 2013 invirtió $5.000 para una producción de mochilas y una web.El primer producto fue una alforja para montar en la parte trasera de la bici, y hoy cuenta con una línea de canastos, bolsos, mochilas, carteras y pequeños accesorios como riñoneras y cartucheras. Su fuerte está en los diseños pensados para engancharse a la bicicleta y luego, al desprenderla, esconder los precintos para poder usarse normalmente. La fundadora incorporó a Mercedes Sosa Acuña, una diseñadora textil que conoció gracias a amigos en común. Según Rachi, la nueva socia fue fundamental. "Al principio, faltaba planificación. Ahora, organizamos mejor la producción y armamos un plan de negocios", dijo.Los diseños son propios y el proceso abarca desde la idea hasta la generación de la moldería, supervisión, testeo y aprobación de prototipos. Tercerizan la producción y, para este año, planean ampliar su línea para ofrecer regalos corporativos personalizados: "Tratamos de dar una vuelta más, agregando detalles funcionales en cada diseño". También proyecta incorporar telas impermeables.Las ventas se distribuyen entre el local propio en Recoleta y su e-commerce. Además, están presentes en bicicleterías de CABA y Uruguay.