jueves 14 de abril de 2016

Un rodaje complicado, por el agua

Para Oscar Martínez, el equipo de trabajo de Kóblic hizo más llevaderas las condiciones del rodaje, muy complicadas por las inundaciones.

"Fueron circunstancias durísimas, porque gran parte de la filmación fue en San Antonio de Areco en el momento en que se inundó. Fue la segunda inundación más grande de Areco y hasta la ruta a veces se cortaba. El equipo fue evacuado del hotel porque entró un metro de agua y a veces era muy dificultoso rodar en esas condiciones. Eso nos llevó a que el rodaje se extendiera más de lo previsto y tuvimos que resolver a veces situaciones muy complicadas, por el barro o por la lluvia. A pesar de todo eso estábamos muy felices de hacer lo que hacíamos, con el espíritu muy alto y menos mal, porque estás mucho tiempo sin volver a tu casa. Hay que convivir prácticamente, estás todo el día, cenás y dormís en la misma posada u hotel y desayunás al otro día a las seis y media de la mañana o antes y te ves la cara con la misma gente. Afortunadamente entre nosotros funcionó todo muy bien a tal punto de que tenemos ganas de seguir y cuando se pueda, coincidir en otro proyecto".

Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas