tecnologia - Mendoza Mendoza
viernes 08 de abril de 2016

La primera escuela de robótica será mendocina: la Probotschool

Así se denomina el colegio. Es un plan entre el colegio Tomás Edison y el Grupo de Robótica de la Universidad de Mendoza.

Desde la próxima semana, Mendoza contará con la primera escuela de robótica del país, que estará destinada a niños y adolescentes de entre 10 y 17 años. La inscripción cuesta $2.500 y todavía hay vacantes en el primer nivel de cursado.

La Probotschool, así se denomina el colegio, se lanzará el sábado 16 de abril. La iniciativa surgió del trabajo en conjunto entre el colegio Tomás Alva Edison y el Grupo de Robótica de la Universidad de Mendoza.

Consiste en seis niveles de complejidad creciente, con cursado semestral, donde se dictarán 12 clases; en este semestre se dictará únicamente el primer nivel, ya que todos los estudiantes tendrán el mismo punto de partida.

Los primeros dos niveles serán de robótica básica, el tercero y el cuarto, de robótica intermedia, y los últimos dos, de robótica avanzada.

Está destinado a niños y adolescentes de 10 a 17 años, que estarán divididos en dos grupos, uno primario, de 10 a 12, y el secundario, de 13 a 17.

El objetivo es que, al finalizar el cursado, los chicos se lleven un producto diseñado por ellos mismos. En el primer nivel es un robot escarabajo, que tiene una complejidad básica e introductoria, sin tanto protagonismo del proceso de programación.

"Necesitan ir adquiriendo todo lo que son las destrezas manuales, el cuidado del material y la técnica, para después, en el segundo nivel, sí incluir programación y armar uno que se llama seguidor de línea", explicó Luciana Silvestri, docente de Lengua y coordinadora del programa.

El trabajo se encarará de manera colaborativa, es decir, todos participan y ayudan a que el compañero obtenga los mismos resultados, priorizando así la formación de valores. Para avanzar al siguiente nivel, los alumnos deben cumplir con la asistencia al cursado y con la realización de las pruebas de funcionamiento del robot, que será la evaluación.

Detalles del cursado
El cursado será los sábados de 9 a 12.30, en la Fundación Tomás Alva Edison, Álvarez Condarco 2182 de San José, Guaymallén, y estará dividido en una hora y media de programación y la misma cantidad de tiempo de robótica.

Los cursos serán de 30 personas, con dos docentes a cargo, ya que la idea es que cada profesor no esté con más de 15 alumnos. Los encargados de llevar adelante las clases serán estudiantes avanzados de las carreras de Ingeniería de la Universidad de Mendoza y docentes del colegio.

Todavía quedan vacantes pero, en el caso de que no haya más lugar, los interesados quedarán en la base de datos con prioridad para iniciar a fines de julio.

Aunque en el cursado primero se trabajará sobre las destrezas manuales y técnicas, la dificultad de la programación y la robótica es similar, por lo que con el correr de los niveles se profundizará en ambos conceptos por igual.

"Van en paralelo, pero al hardware lo manipulás, lo tenés en las manos y parece más sencillo; en cambio, el software o la programación, al ser algo tan intangible, en el proceso de prueba requiere de que hayan muchas personas trabajando, pensando, testeando y revisando, porque a veces no detectás con facilidad el error", informó la docente Luciana Silvestri.

Única en el país
"No hay en el país otra escuela como esta. Hemos visto muchos cursos pero con voluntades un poco aisladas. Nada pensado así, con un desarrollo y articulación, como lo que estamos encarando nosotros, y menos pensado para niños y adolescentes, porque se apunta a un público mayor, generalmente de grado universitario", expresó orgullosa la docente.

Agregó, además, la necesidad de despertar las vocaciones tecnológicas de los jóvenes acercándoles estas propuestas ya que, habiendo terminado los cursos, la adaptación a una universidad será "sencilla".
Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas