tecnologia - tecnología tecnología
viernes 26 de agosto de 2016

Desde juegos ideológicos a realidad virtual en la Media Party 2016

"Existe una relación entre ideología y videojuegos, y éstos se usan como una forma de comunicación", afirmó tajante Paolo Pedernici, líder de la desarrolladora estadounidense de videogames persuasivos Molle Industrial.

Desde una charla sobre videojuegos ideológicos para hacer reflexionar a la gente hasta la exposición de contenidos de realidad virtual para contribuir a terapias en hospitales públicos, las nuevas narrativas y plataformas coparon hoy el porteño Centro Cultural Konex, donde cientos de personas llegaron para participar de la Media Party 2016.

"Existe una relación entre ideología y videojuegos, y éstos se usan como una forma de comunicación", afirmó tajante Paolo Pedernici, líder de la desarrolladora estadounidense de videogames persuasivos Molle Industrial, durante una de las charlas con las que abrió el encuentro organizado por el colectivo HacksHackers, que por quinto año consecutivo se propone "reiniciar el periodismo".

Molle, profesor de la Universidad de Carnegie Mellon y considerado uno de los principales exponentes de los videojuegos persuasivos -aquellos que ayudan a entender y pensar sobre cosas que pasan en el mundo-, explicó que con sus juegos "trata de darle a la gente de qué pensar".

Así creó, por ejemplo, "Unmanned", un título que propone imaginarse un día en la vida de un piloto de drones militares, con los que varias potencias realizan bombardeos en Medio Oriente. El jugador participa en la formación del personaje y decide sobre las decisiones que este toma, con todo lo que eso implica.

O "McDonalds Game", en el que el jugador se pone en el lugar del director de una de estas hamburgueserías y debe desde realizar la matanza de vacas hasta descubrir "todos los sucios secretos que nos hacen ser una de las compañías más grandes del mundo".

"En mis juegos trato de que la gente sienta que tiene el control, que es dueña de su propio destino", afirmó Pedernici, y sostuvo que "cada juego es básicamente una teoría o un poema sobre la sociedad".

La de Pedernici fue una de las "keynotes" (charlas clave) con las que esta mañana comenzó la Media Party, que por la tarde dio lugar a una serie de talleres simultáneos en los que expertos locales e internacionales explicaron desde cómo generar campañas virales en redes sociales a elaborar mapas interactivos. En el medio, una feria de prototipos y plataformas expuso 50 proyectos innovadores.

Entre ellos estuvo Ñoño VR, una productora transmedia que realiza videos 360, principalmente enfocados a publicidad, aunque también aplican esa tecnología a otras cuestiones como la realización de contenidos realidad virtual (VR) -que se experimentan a través de un caso especial- para terapias.

De la mano de la Fundación Donde Quiero Estar, Ñoño VR comenzó a llevar sus contenidos VR a 15 hospitales públicos.

"Hacemos que los pacientes puedan irse de viaje sin moverse. Es un viaje de salud, porque los saca del momento en el que están", explicó a Télam Martiniano Caballieri, miembro de la productora en la que trabajan cinco personas en tareas de producción, edición y guión, además de un ingeniero.

"Al quitarles el foco de atención se pueden correr del dolor", explicó Caballieri, y relató que en ciertos hospitales estadounidenses a algunos pacientes le están cambiando la medicación de morfina por el uso de esta tecnología.

También expuso su trabajo Realidad 360, una productora de contenidos interactivos de videos 360 asentada en el barrio porteño de San Telmo, fundada en febrero de 2014, que ensambló diez cámaras GoPro en una especie de pelota.

Con ese dispositivo genera contenidos para empresas, para videoclips o para medios, tan inmersivos que otorgan a quien los experimenta la sensación de estar en el lugar filmado.

"El rodaje es sencillo, lo que es complicado es la posproducción" que implica la edición de 10 cámaras, "sobre todo cuando trabajamos contrarreloj, como cuando cubrimos la asunción de (el presidente Mauricio) Macri y el video tenía que estar listo al otro día", explicó a Télam Damián Tirkih, director de la productora.

"Cada vez tenemos más trabajo, porque hay más demanda de contenidos que productoras", señaló, y destacó que todos los contenidos que realizan son multiplataformas, ya que pueden verse a través de un visor de realidad virtual, el smartphone o la computadora.

Entre las nueva plataformas estaba Pressitio, un sistema pensada para conectar a comunicadores con periodistas y reducir la cantidad de información que estos últimos reciben, además de filtrar spam.
El sistema, que aún está en fase de prototipo y tendrá su versión beta en diciembre, busca instalarse como una alternativa laboral al correo electrónico, quizás la herramienta más utilizada por los periodistas pero que fue concebido con otro fin.

A través de la plataforma, el comunicador -por ejemplo quien realiza prensa para una empresa- escribe la información que quiere promocionar y la dirige a un segmento de periodistas determinado por interés (política, tecnología, turismo) y por ubicación geográfica.

El periodista, para hacer uso de esa información, antes debe puntuar al comunicador en función de la calidad y relevancia del contenido, y esos puntos generan un ranking en el que los prenseros se ubican.

"Nuestra idea es centrarnos en la calidad de los contenidos y evitar el spam", explicó a Télam Ariel Jans, encargado de las relaciones públicas de Pressitio, que se compone además de un diseñador y dos programadores.

"Además, iguala en un mismo plano a los comunicadores que trabajan con grandes empresas con los que trabajan para pymes", agregó.
Fuente: Télam

Dejanos tu comentario

Más Leídas