tecnologia tecnologia
jueves 15 de septiembre de 2016

China lanzó al espacio su segundo laboratorio espacial

Los responsables del lanzamiento confirmaron que "la operación fue un auténtico éxito" y precisaron que el laboratorio alcanzó su órbita diez minutos después del despegue.

El despegue se realizó desde el Centro de Lanzamiento de Satélites Jiuquan, en el desierto de Gobi, donde el Tiangong-2 (de 8,6 toneladas de peso) partió a bordo de un cohete Gran Marcha-2F.

China lanzó este jueves su segundo laboratorio espacial, el Tiangong-2, un módulo de 10 metros de largo que constituye la primera etapa para una estación espacial permanente que orbite la Tierra, y que se acoplará en octubre con la nave tripulada Shenzhou-11, cuyos dos astronautas pasarán 30 días en el espacio.

El despegue se realizó desde el Centro de Lanzamiento de Satélites Jiuquan, en el desierto de Gobi, donde el Tiangong-2 (de 8,6 toneladas de peso) partió a bordo de un cohete Gran Marcha-2F, según confirmó la agencia de noticias oficial Xinhua.

Los responsables del lanzamiento confirmaron que "la operación fue un auténtico éxito" y precisaron que el laboratorio alcanzó su órbita diez minutos después del despegue, donde desplegó dos paneles solares a los costados del módulo, según transmitió la cadena de televisión CCTV.

Tras realizar las pruebas iniciales en órbita, a 380 kilómetros de distancia de la Tierra, el laboratorio se trasladará a una órbita más alta, a unos 393 kilómetros de la superficie, antes de que la nave Shenzhou-11 parta envíe a mediados de octubre para acoplarse.

Los dos astronautas que viajarán en esa nave permanecerán en el Tiangong-2 durante 30 días y sentarán las bases para la estación espacial permanente que el gigante asiático planea construir alrededor del 2022, indicó Xhinua.

En tanto, en abril de 2017 la primera nave de carga china, la Tianzhou-1, será enviada al espacio para que se acople al Tiangong-2 a fin de proporcionarle combustible y otros suministros.

Con 10,4 metros de largo y 3,35 metros en su diámetro máximo, el Tiangong-2 es parecido al Tiangong-1, lanzado en 2011, aunque el espacio para habitar y sus instalaciones de apoyo de vida fueron mejoradas para permitir estancias más prolongadas de los astronautas.

Construido originalmente como apoyo para el Tiangong-1, el laboratorio puede permitir que dos astronautas vivan en el espacio hasta por 30 días y es capaz de recibir naves tripuladas y de carga.

Según la agencia de noticias china, una vez dentro del Tiangong-2 los dos astronautas llevarán a cabo experimentos relacionados con medicina y biología espaciales, así como sobre reparación de equipo en órbita en áreas como la transmisión cuántica, los relojes atómicos espaciales y la investigación de tormentas solares.

En total, desarrollarán más de 40 experimentos de ciencia y aplicación espaciales.

La carga útil incluye el programa POLAR, una colaboración entre instituciones de Suiza, Polonia y China para estudiar explosiones de rayos gama, mientras que a cuestas del Tiangong-2 estará un micro satélite que orbitará cerca del laboratorio espacial.

El Tiangong-1, que se acopló a las naves espaciales Shenzhou-8, Shenzhou-9 y Shenzhou-10 y llevó a cabo una serie de experimentos, tenía la misión principal de verificar la tecnología involucrada en el acoplamiento espacial y servir como una plataforma para un número limitado de experimentos científicos, informó la subdirectora de la oficina de ingeniería espacial tripulada, Wu Ping.

Este predecesor descenderá gradualmente a lo largo de varios meses hasta que la sonda se incinere en la atmósfera de la Tierra.

China, que según recordó la agencia EFE empezó su programa espacial en 1992, se convirtió en el tercer país (tras Estados Unidos y Rusia) en enviar astronautas al espacio en 2003.

Además, en 2017 lanzará la sonda lunar Chang'e 5, que tiene previsto alunizar y retornar a la Tierra con muestras lunares, mientras que enviará un vehículo explorador a Marte en 2020.
Fuente: Télam

Dejanos tu comentario

Más Leídas