salud - Colesterol Colesterol
martes 12 de julio de 2016

Las bondades del zapallo

El nombre del vegetal generalmente varia de acuerdo a la especie, el tamaño, el color y el aspecto, no en sus contenidos.

El zapallo, también conocido como ahuyama, calabaza o calabacín, es un vegetal único que además de utilizarse en muchos platillos debido a su delicioso sabor y profundo aroma, tiene varias propiedades con beneficios para el organismo.

El nombre generalmente varia de acuerdo a la especie, el tamaño, el color y el aspecto, no en sus contenidos.

Así es que en algunas zonas se los conoce como zapallos, en otras como calabaza o calabacín y en otras tantas uyama, auyama o auyamita, siempre de acuerdo a su tamaño. La planta del zapallo es de tipo rastrera, cuenta con una flor muy bonita y tanto esta como sus frutos, sus semillas y sus hojas se utilicen de diferentes formas, veamos sus aspectos nutricionales y medicinales.

Nutrientes del zapallo

Alfa-caroteno
Beta-caroteno
Fibra
Vitamina C y vitamina E
Potasio
Magnesio
Ácido pantoténico (vitamina B)

Beneficios en la salud del zapallo
Ayuda a bajar de peso y a controlar el colesterol

Debido a sus bajas calorías, el consumo de la pulpa de zapallo ayuda a controlar los niveles de colesterol y también a bajar de peso. Es una buena fuente de fibra, minerales y vitaminas además, es un anti-oxidante natural.

Rejuvenece el cuerpo

Al ser el zapallo una buena fuente de beta-caroteno y un antioxidante natural, ayuda en los mecanismos de regeneración y enlentece el proceso del envejecimiento.

Ayuda a prevenir el cáncer de próstata

Muchos de los compuestos protectores presentes en las semillas del zapallo conocidos como fitoesteroles, ayudan a prevenir el cáncer de próstata estimulando la segregación de ciertos químicos del cuerpo que funcionan evitando la transformación de testosterona en dihidrotestosterona, lo que esta ligado al desarrollo de cáncer en la próstata.

Anti-inflamatorio natural

Tanto en las semillas como en la pulpa del zapallo hay un gran contenido de beta-caroteno que tienen efectos anti-oxidantes y anti-inflamatorios, por lo que el consumo frecuente (al menos 2 veces por semana) puede incidir directamente en la prevención de dolores en las articulaciones, la artritis y la inflamación de los tendones.

Mejora la salud de la piel

Los altos contenidos de vitaminas A, B, C y E así como el zinc y otros nutrientes presentes en los zapallos ayuda a embellecer la piel, mantenerla más suave y mucho más saludable. Por ello es que en muchos tratamientos de la piel, como en máscaras faciales, se utiliza tanto la pulpa como las semillas del zapallo para recuperar la salud de la piel.

Fuente:

Más Leídas