salud salud
domingo 24 de julio de 2016

La relevancia del "diagnóstico precoz y el tratamiento temprano" del cáncer

Pueden resultar cruciales para salvar la vida de pacientes con ciertos tipos de cánceres, como por ejemplo, mamas.

Un diagnóstico precoz y un tratamiento temprano pueden resultar cruciales para salvar la vida de pacientes con ciertos tipos de cánceres, como por ejemplo, mamas, en el caso de las mujeres, aseguró el especialista argentino Daniel Ciriano, que resaltó la importancia de someterse a exámenes de prevención y adoptar hábitos de vida saludables.

Ciriano enfatizó que existen "muchos tipos de cánceres que tienen que ver con la vida cotidiana, con hábitos alimenticios, con el fumar, el alcohol, con el no control de peso y con la no actividad física".

Destacó que "trabajar con esos hábitos de vida en la prevención es una de las mejores herramientas" para evitar la enfermedad: "No requieren intervenciones farmacológicas, son bastante económicos y es un tipo de cosas en los que habría que hacer hincapié desde el punto de vista de la salud pública".

El diagnóstico precoz, por su parte, "es muy importante, porque permite diagnosticar al paciente" y establecer el mecanismo de acción más adecuado para él, "en etapas de la enfermedad en donde el tratamiento es casi 100 por ciento efectivo" en algunos tipos de cánceres, por ejemplo, el de mamas.

"El diagnóstico precoz y el tratamiento temprano no siempre es un tratamiento o un diagnóstico caro y hay una barrera, a veces cultural ahí, es decir, para que los pacientes potenciales vayan y hagan controles periódicos médicos", planteó Ciriano, director médico regional de Latinoamérica de la compañía multinacional Roche, en declaraciones a NA.

¿Por qué sucede? "A veces por miedo a que (a los pacientes) le diagnostiquen algo, a veces porque no saben que tienen que ir y ahí hay una barrera al acceso a la medicina y a los tratamientos que tiene que ver con la educación y la concientización de la población en hacer visitas periódicas a los médicos", resaltó el especialista.

Asimismo, subrayó la importancia se someterse a estudios mamarios preventivos, colposcopias y papanicolaus, examen periódico de próstata en el caso de los hombres -sobre todo después de los 50 años- y colonoscopias "si es necesario por los antecedentes familiares o por la edad".

Ante una pregunta específica en tal sentido, Ciriano reconoció que cuando se termina atacando el problema significa que falló la prevención: "Eso es una realidad para el cáncer, sin ninguna duda, en la medicina sí y en la oncología que es el tema que nos ocupa es claramente así", dijo.

"Es decir, por supuesto que hay tumores que no tenemos cómo prevenirlos, en esto hay que ser claro. El cáncer no es una enfermedad, el cáncer son más de 250 tipos de tumores y enfermedades diferentes, pero en algunos de esos casos no prevenir es realmente poner el riesgo a la población", aseguró.

En este sentido, indicó: "Es importante educar a la población, a los agentes sanitarios sobre cuán importante es la prevención en los casos que puedan prevenirse y cuán importantes son los hábitos de vida y calidad de vida".

Finalmente, consignó que el 30 por ciento de la mortalidad en el cáncer, de acuerdo con datos de la Organización Mundial de la Salud (OMS), "está asociado a dietas inadecuadas, pobres en frutas y verduras, en sobrepesos, en un aumento del índice de la masa corporal, es decir, la obesidad, el tabaquismos fundamentalmente el alcohol".

"Es decir cuestiones que tienen que ver con hábitos de vida y de higiene y no con intervenciones caras desde el punto de vista de la salud pública o privada", completó.
Fuente: Noticias Argentinas

Dejanos tu comentario

Más Leídas