salud salud
lunes 14 de marzo de 2016

Claves para comer sano en el trabajo

La rutina puede conspirar contra una alimentación sana. Modos de evitarlo.

Expertos sostienen que comer saludable no depende del tiempo que se tenga para cocinar, ya que se pueden elaborar opciones saludables en pocos minutos. Sin embargo, no siempre se dispone de momentos libres para ir al supermercado, lo que puede complicar este objetivo para recaer en los deliverys, que no suelen elaborar sus preparaciones con productos bajos en calorías.

Alimentarse bien, también resulta un desafío cuando se trabaja, ya que muchas veces se llevan las sobras o se compra algo económico que llene. ¿Pero qué hacer para comer sano aún en los horarios laborales? ¿Qué estrategias se pueden tomar cuando no sobra el tiempo? El nutricionista Luciano Spena, respondió estas preguntas a DocSalud.com.

• Ojo con comer frente al monitor

Así como en las Fiestas, en las que no se registra cuando se come de más porque los comensales se enfocan en las conversaciones, con el monitor durante las horas laborales, sucede lo mismo. En palabras de Spena "al estar la persona tan concentrada en una tarea frente a la computadora, todo lo que está en paralelo no se registra y se puede caer en el picoteo excesivo de galletitas, por ejemplo".

• Viandas ricas, rápidas, saludables y trasladables

"Con tapas de empanada y verduras congeladas, se pueden hacer tarteletas de verduras en poco tiempo, o bien sándwiches de pan árabe o negro con atún tomate y queso descremado", indicó Spena. Agregó que con imaginación, la variedad de comidas saludables exprés puede ser grande. "Las tortillitas de maíz light pueden ser rellenadas con verduras crudas, trocitos de queso y pollo, o incluso se puede optar por una ensalada de frutas, un turrón y un yogur como un almuerzo", agregó. También sugirió tortillas de verdura, hecha con dos claras y salteada con rocío vegetal.

• Cocinar y congelar para cuando hay poco tiempo

Spenna sostuvo que cocinar cantidades más grandes y después dividir en porciones individuales es una buena estrategia. Pero lo que sobra debe llevarse al freezer de inmediato, ya que "la comida que no se congela, se consume de manera constante en forma de picoteo solo porque está disponible". Entre las opciones que sugiere están la de elaborar una tarta entera y dividirla en cuatro u ocho porciones, realizar una tortilla de verdura más grande, o también preparar comidas de olla como revueltos, para dividirlos y almacenarlos en bandejas de aluminio.

•Atento a los que viven solos

Es más difícil organizar el menú cuando no se convive con otras personas, en primer lugar porque hay que tratar de buscar preparaciones en las que no se desperdicien ingredientes y en segundo lugar porque los individuos no tienden a elaborar preparaciones cuando hay un solo comensal.

"Se complica comer sano cuando se llega a la casa, no hay tiene tiempo ni ganas de cocinar y se llama al delivery, que por más que ofrezcan preparaciones en apariencia saludables, no cuidan los procesos de elaboración, ya que se reutiliza el aceite, se compran quesos que no son descremados o se usan muchos huevos en tartas". Pero si la opción es cocinar, en palabras del nutricionista, se tarda lo mismo en preparar algún plato saludable que en otro que no lo es. Por otra parte, recomendó no saltearse ninguna de las cuatro comidas principales, porque hacerlo puede llevar al picoteo exacerbado.

Fuente: DocSalud
Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas