Ya son cinco los imputados y buscan a un sexto sospechoso

Armando Gómez, el quinto detenido, fue formalizado cerca de las 18 de este martes. Uno de los curas y un trabajador están en el penal Boulogne Sur Mer.

Minutos antes de las 18 de este martes, las autoridades imputaron al quinto detenido por los múltiples abusos sexuales a menores hipoacúsicos que ocurrieron en el instituto Próvolo de Luján de Cuyo. Los pesquisas buscan a otro partícipe.

Según comentaron fuentes ligadas al expediente, de las declaraciones de las víctimas y testigos se pudo establecer la participación de una sexta persona en los vejamenes. Los sabuesos judiciales detallaron que no se trata de una persona que pertenezca al clero, aunque no está claro cuál era su desempeño dentro del establecimiento. Lo cierto es que con este individuo comienza a cerrarse el círculo de sospechosos.

Por otra parte, el fiscal departamental Fabricio Sidoti y el adjunto que designó la Procuración General -Fernado Guzzo, notificaron a Armando Gómez sobre la calificación de abuso sexual con acceso carnal gravemente ultrajante agravado por la situación de guarda y la convivencia en concurso con corrupción de menores. Se espera que en las próximas horas esta persona, que se desempeñaba como jardinero del establecimiento, sea trasladado al Servicio Penitenciario.

Esta instancia ya tuvo lugar con dos de los detenidos que tiene el expediente. El cura Horacio Corbacho (55) ingresó al pabellón 5 del penal de Boulogne Sur Mer. Dicha dependencia está destinada para personas procesadas –no condenadas- por delitos contra la integridad sexual y de violencia de género.

cura-mendoza.jpg
Horacio Corbacho ya está en la Casa de Piedra.
Horacio Corbacho ya está en la Casa de Piedra.

José Luis Ojeda, quien se desempeñaba como colaborador en el establecimiento, también ingresó a la Casa de Piedra pero tendrá un alojamiento especial al resto de la población carcelaria. Sucede que el hombre además de ser hipoacúsico también padece una leve discapacidad mental.

José Luis Ojeda.jpg
José Luis Ojeda, uno de los acusados.
José Luis Ojeda, uno de los acusados.

El padre Nicolás Corradi, de 82 años, quedó alojado en el Centro Transitorio de Detención (Cetrade) que se encuentra ubicado donde funciona Contraventores. Quedará en ese lugar hasta que las autoridades resuelvan el pedido de prisión domiciliaria que efectuó un abogado civil. Este letrado sólo presentó el escrito pero no tomó el caso.

Finalmente, Jorge Bordón, quien fue detenido e imputado el lunes, todavía no fue trasladado al establecimiento penitenciario. Un abogado particular se presentó para defenderlo en la causa.

jorge bordon.jpg
Jorge Bordón todavía no ingresa al penal.
Jorge Bordón todavía no ingresa al penal.

Por estas horas, el defensor oficial Víctor Banco sigue representando a los cinco sospechosos. El letrado estuvo presente en una declaración en Cámara Gesell que se iba a realizar esta mañana. De todas formas, fuentes judiciales anticiparon que ya hay dos abogados particulares que tomarán el caso en las próximas horas.

Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas