policiales policiales
jueves 18 de mayo de 2017

Tras un arreglo judicial condenarán a 6 meses en suspenso a periodista

Está acusado de violar una prohibición de acercamiento y agresión contra su ex pareja. Llegó a un acuerdo con la fiscalía

El periodista mendocino que el martes por la mañana protagonizó un incidente con su ex mujer, en la playa de estacionamiento de Casa de Gobierno, quedando detenido y a punto de ser enviado a la cárcel, recuperaría la libertad en los próximos días luego de que sea condenado tras aceptar su culpabilidad y acordar una pena con la fiscalía.

Así trascendió ayer de ámbitos tribunalicios, donde a última hora se frenó el traslado de Mauricio Runno de la Comisaría Tercera a la cárcel provincial, donde iba a ser alojado en el pabellón de violencia de género.

El periodista, quien hasta el lunes salió al aire en MDZ, fue detenido tras el incidente del martes por la mañana, al acercarse a su ex mujer y violar una prohibición de acercamiento.

Esa restricción imperaba desde octubre del año pasado, cuando había sido detenido por otra agresión contra su ex pareja.

En aquella ocasión estuvo 12 horas tras las rejas, fue imputado de amenazas simples en el contexto de violencia de género y puesto en libertad, con la obligación legal de cumplir a rajatabla con la restricción de acercamiento respecto de su pareja. Si por cualquier razón se acercaba a ella y esto era sabido por la fiscalía, su estado de libertad era anulado y debía ir a la cárcel.

El revuelo del martes configuró esa situación y por ese motivo no volvió a recuperar la libertad.

En el medio se le acumuló además una denuncia de los propios policías que lo detuvieron, también por amenazas simples.

Ante esto, el abogado defensor le propuso al fiscal Fernando Giunta que su defendido reconociera su culpabilidad y se acordara una pena. El pacto no es una cuestión informal sino por el contrario, es un instrumento legal que se llama juicio abreviado inicial.

Así la defensa y el fiscal pactaron una pena de 6 meses de prisión en suspenso, más un tratamiento psicológico y psiquiátrico y una nueva restricción de acercamiento.

Esto significa que una vez que el Juzgado de Garantías ratifique el acuerdo, Runno recuperará la libertad. No obstante, cualquier incidente que protagonice o denuncia en su contra, anulará el beneficio de la libertad y lo obligará a cumplir la pena de seis meses en la Penitenciaría.
Fuente:

Más Leídas