policiales policiales
viernes 16 de septiembre de 2016

Ola de robos y asaltos en las inmediaciones de una escuela de Godoy Cruz

Ladrones destrozan autos y roban mientras los padres llevan a sus hijos hasta la entrada del colegio Rainbow. Hubo atracos con armas. Todo entre las 7 y las 8

La paciencia, la resignación y las medidas de seguridad ya se agotaron en cientos de padres que cada mañana llevan a sus hijos a una escuela de Godoy Cruz y que saben que están expuestos a un posible hecho de inseguridad.

Lo sufren los papás y mamás de alumnos que asisten al colegio Rainbow, ubicado en calle Lencinas 190 de Godoy Cruz. En los escasos minutos que se toman desde que bajan de sus autos y acompañan a sus hijos hasta la entrada del establecimiento quedan a merced de delincuentes que aprovechan esos instantes para romper los vidrios de los vehículos y sacar lo que encuentran.

Esta modalidad de robo se ha dado a diario en la zona en los últimos meses. Sin embargo, el temor de la gente se ha incrementado ya que durante esta semana se produjeron asaltos a mano armada. Aunque parezca increíble, todo esto ocurre entre las 7 y las 8, en el horario de entrada de los alumnos, y con un mundo de gente que circula por allí.

La situación es cada vez más preocupante, tal cual lo reflejan los integrantes de la comunidad educativa del colegio Rainbow, comerciantes y vecinos. Pero el límite para ellos llegó esta semana, luego de un par de hechos delictivos.

Uno de estos casos fue el del padre de un alumna que luego de acompañar a su hija hasta la puerta del colegio regresó a buscar su auto estacionado en calle Quintana, a metros de la escuela. Cuando estaba apunto de arrancar un ladrón le reventó una ventanilla y le puso una arma de fuego en el pecho. Le exigió el maletín con una frase amenazante: "Te quemo, te cocino". La víctima entregó su portafolio y el malviviente huyó. Esto sucedió el miércoles y a principio de semana también hubo otro asalto a mano armada.

"Hasta ahora todos los robos eran cuando vos te bajabas del auto y te ausentabas unos minutos. Ahí te rompían los vidrios y te sacaban lo que tuvieras. Estos últimos ya han sido con armas", explicó Patricia, mamá de un alumno. La escuela está en calle Lencinas entre Quintana y Manuel Moreno, a pocos metros de calle Belgrano.

Este tipo de robos se dan todos los días, y no sólo lo sufren quienes van a la escuela sino también los comerciantes del lugar. Los negocios presentan extremas medidas de seguridad y algunos cerraron por la inseguridad.

"La zona está complicada. No podés estacionar el auto porque en cinco minutos te robaron", comentó la encargada de una librería.

Mario Biaiñ, dueño de una verdulería, agregó: "De noche hay bastante oscuridad. La gente siempre está hablando de los robos acá": Es que hasta arrebatan carteras mientras las mujeres van caminando, según contaron vecinos.

Como consecuencia de estos hechos, los padres de los alumnos presentaron una nota en el colegio pidiendo medidas, y ayer agentes de seguridad privada estuvieron custodiando el ingreso a la escuela.

"Esto pasa desde hace mucho. Ahora nos movilizamos y reclamamos, y seguro viene la policía. Está un tiempo, tenemos un poco de paz y se van. Y ahí vuelven los ladrones", aseveró Federico González, quien todos los días lleva a su hija al colegio.

La zona es jurisdicción de la Comisaría 7ª de Godoy Cruz, ubicada a pocas cuadras de donde ocurre todo esto.
Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas