"Las tenían identificadas y las raptaron a la fuerza", aseguró una chilena que conoció a las mendocinas 

Renata Echave conoció a Coni y Menegazzo y compartió sus últimos días en Montañita. También apareció una foto que podría derribar la investigación ecuatoriana

Renata Echave es una joven chilena que compartió junto a otros amigos los últimos días de Marina Menegazzo y María José en Montañita y le contó al sitio BigBang, que las jóvenes mendocinas estaban en una situación vulnerable porque tenían bajo presupuesto.

"A las chicas las tenían identificadas, es una ciudad muy chica. Estaban en una situación vulnerable porque tenían bajo presupuesto", denuncia Renata Echave

Renata conoció a las jóvenes mendocinas en Montañita. "Las vi el primer día que llegué. Estábamos en la playa con un grupo de ocho chilenos tomando y conversando y vi que dos mujeres se sentaron al lado y nos miraron. Ahí le dije a mi amiga: 'Oye, parecen buena onda. Vamos a hablarles'. Y ahí nos dijeron que eran Argentinas y las invitamos a unirse al grupo", recuerda.

Según Renata, enseguida se conectaron. "Se integraron al tiro, eran súper simpáticas. Ese día me acuerdo que nos contaron que les había gustado Montañita y la playa y que por eso se habían quedado tanto tiempo ahí. Además, nos contaron que vendían ensalada de fruta y nos pidieron que las ayudáramos y les compráramos".

La joven chilena nunca vio a Alberto Segundo Mina Ponce, ni a Aurelio Eduardo Rodríguez, los acusados por el crimen de las argentinas. Tampoco notó nada extraño en el comportamiento de las chicas. "Eran súper relajadas, pero muy cuidadosas. Habían argentinas que las veías pasadas de tragos todos los días y rodeadas de hombres, pero ellas nunca. Correteamos todos los días que estuve allí juntas, fueron cinco noches y no las vi ni drogadas, ni ebrias. Se veían sanas, tomaban muy poco".

Renata no sale de su asombro. "Lo primero que pensé fue: '¡Qué terrible! Me pudo haber pasado a mí y a mis amigas, que también somos puras mujeres (en el grupo de viaje). Vámonos de aquí'. Cuando supimos que estaban fallecidas queríamos volvernos y adelantar el vuelo. No podíamos creer que hubiera tanta inseguridad en ese país", reconoce.

La foto que podría decir mucho

Alex Samaniego, un joven de nacionalidad boliviana que se encontraba en Montañita la noche de la desaparición de Marina Menegazzo (21) y María José Coni (22), compartió en las redes sociales una foto en la que se podría ver a las jóvenes mendocinas acompañadas por un misterioso joven.

La imagen fue tomada en la noche del sábado y podría desterrar por completo la línea de investigación de la Fiscalía General de Ecuador, que jamás indagó ni identificó a los presuntos jóvenes "de tez blanca", tal como los describieron, que habrían sido vistos con las turistas mendocinas los días y hasta las horas previas a su muerte.

El dato fue aportado de modo extra judicial por un joven cordobés que se comunicó el viernes 5 de marzo con Marcos Menegazzo, hermano mayor de Marina. "Se contactó con nosotros un cordobés que nos dijo que las chicas iban con dos chicos, uno con remera negra, ambos de tez blanca", sostuvo en diálogo con el diario La Nación.

El testigo circunstancial también aportó otro dato clave que fortalece el pedido de la familia de encontrar a estos jóvenes. "Nos dijo que vio a las chicas antes de ir a la fiesta Full Moon (que tuvo lugar en la noche del lunes 22 de febrero) a las diez y media de la noche", sumó Marcos.

La versión contradice a la investigación oficial, que sostiene que a esa hora las mochileras argentinas ya se encontraban en la casa de Segundo Mina Ponce (33), el oficial de seguridad detenido y acusado de haber cometido el doble asesinato en su propiedad, ubicada a 2.3 kilómetros del centro de la ciudad.

marina y majo.jpg




Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas