policiales policiales
domingo 22 de mayo de 2016

En una hora, tres robos con armas de fuego en Tupungato

No hubo víctimas fatales ni detenidos hasta ahora. Vecinos reclamarán en la plaza departamental por mayor seguridad

Tres robos tuvieron lugar durante la noche del viernes en este departamento con el denominador común de que fueron perpetrados por varios individuos que, con la cara cubierta, sorprendieron y amenazaron a sus víctimas con armas de fuego para robarles distintos elementos. Aún no hay detenidos y ya los tupungatinos se organizan para reclamar en la plaza departamental mayores medidas de seguridad.

Caso 1
El primero de los hechos ocurrió alrededor de las 20.30, en el loteo Bigolotti, frente al polideportivo de la zona, según informaron desde la policía distrital.
La víctima del robo fue una mujer mayor que atendía un quiosco y fue apuntada con un arma por cuatro individuos –los describió como "jóvenes"–, quienes le sustrajeron una balanza digital. Debido a que intervino el esposo de la comerciante, los malvivientes se fugaron inmediatamente después de tomar el objeto.

Caso 2
Media hora después, en la calle Filipini, una mujer también mayor y propietaria de un negocio denunció que tres personas la apuntaron con un revólver y le robaron dos balanzas digitales y $200 en efectivo.

Caso 3
El robo agravado que más conmovió a la comunidad, por la violencia ejercida hacia los afectados, fue el que se desencadenó pasadas las 21.30.

La familia Páez atendió en su casa a tres individuos que les hicieron creer que iban a venderles nueces y terminaron golpeándolos y asaltándolos.

Según el relato dado a conocer por el Ministerio de Seguridad, Ernesto –el propietario de la vivienda– los atendió y los hizo pasar al patio de la casa. En el interior se encontraban su hija y dos de sus nietos menores, la más chica una niña de un año y cuatro meses.

Cuando estaban por pesar la mercadería, los malvivientes golpearon al hombre y lo hicieron ingresar a la vivienda, en donde los maniataron y les pusieron precintos a todos los presentes.

Luego los amenazaron con armas de fuego, apuntándole incluso a la beba y metiendo al baño a su madre.

Del domicilio, que está ubicado en la calle Robles a metros de la avenida Correa, sustrajeron dos pares de zapatillas, una tablet Samsung, dos celulares, un par de botines y dinero en efectivo.

Los autores del asalto escaparon en una camioneta Ranger de color gris oscuro.

Estos datos y el pedido de información circularon rápidamente apenas ocurrió el hecho gracias a un mensaje de WhatsApp que uno de los familiares envío para que replicaran en distintos grupos, poniendo en alerta a la población. Más allá de que no pudo darse con los ladrones, esto motivó que los vecinos, sobre todo durante la mañana de ayer, se autoconvocaran para una manifestación que prevén realizar el próximo viernes, desde las 19, en la plaza departamental.

Buscan con esto que las autoridades respondan a los pedidos de mayor seguridad que vienen haciendo, sobre todo después del asesinato de Elsa Kita Torfe (63), que tuvo lugar en su almacén ubicado en pleno centro tupungatino, el pasado 8 de abril.

Verónica Páez, hija del propietario de la vivienda asaltada y mamá de uno de los menores que se encontraban adentro, se descargó con vehemencia por Facebook. Además, usó esa red social para poner en alerta a los vecinos, porque aseguró que por el modo de actuar no los eligieron al azar sino que los estaban vigilando.
Fuente:

Más Leídas