policiales policiales
sábado 04 de junio de 2016

Confirmaron que el niño santiagueño murió estrangulado luego de ser abusado

El cadáver desmembrado no presentaba marcas, ni manchas de sangre, ni rigidez propia del paso de las horas.

La operación de autopsia determinó que Mario Salto, el nene de 11 años encontrado descuartizado en un basural de Santiago del Estero murió estrangulado luego de ser abusado sexualmente.

La pesadilla que vive el pueblo de Quimilí y principalmente la familia de Mario Agustín parece no tener fin: horas después de que se confirmara que los restos desmembrados hallados en un basural correspondían al niño, el informe preliminar oficial reveló que la causa de la muerte fue el estrangulamiento, pero que antes el menor había sido abusado sexualmente por el homicida.

Aún no habría podido ser establecido el horario de la muerte, pero presumen que data de más de 36 horas, por lo que sospechan que el pequeño pudo haber sido asesinado la misma noche de su desaparición, el martes 31 de mayo.

Pese a la escasa información en torno el examen efectuado por una junta médica forense, las fuentes deslizaron que cobra fuerza la hipótesis de que los restos del pequeño fueron conservados en una heladera por varias horas, señaló el diario El Liberal.

El cadáver desmembrado no presentaba marcas, ni manchas de sangre, ni rigidez propia del paso de las horas.

A partir de los resultados de la autopsia, los investigadores cuentan con nuevos elementos para esclarecer el horrendo crimen. El cuerpo del pequeño fue llevado anoche a la ciudad cabecera del departamento Moreno, tras la autopsia realizada por la junta forense.

Este sábado a partir de las 10 tendrá lugar el sepelio. El pueblo de Quimilí despidió anoche a Mario Agustín Salto, la pequeña víctima del crimen más horrendo del que se tenga memoria en la zona.

La comunidad aún no sale de su estupor, pero todos están unidos en el pedido de Justicia. En silencio, cabizbajos los vecinos se acercaron uno a uno a la sala velatoria ubicada en calle Independencia casi Sarmiento.

En el interior, su mamá, los hermanos menores de Mario y su padre biológico recibían las condolencias y al mismo tiempo las palabras de aliento de cada una de las personas que ingresaba a la sala.

Los restos de la pequeña víctima fueron sometidos el viernes al mediodía a la autopsia que solicitó el juez de la causa, Miguel Moreno, posteriormente fueron trasladados hasta la ciudad cabecera del departamento Moreno donde arribaron minutos antes de las 22.00.

En la sala velatoria podían observarse coronas florales de la escuela a la que asistía el pequeño de 11 años, así como también de la comuna quimilense y otras familias que quisieron recordarlo de esa manera.

Mario Agustín desapareció el martes en horas de la siesta cuando salió de su casa para ir a pescar a una represa cercana. Había pasado a buscar a un amigo en su bicicleta, pero éste no se encontraba por lo que fue solo. Desde ese momento no se volvió a saber nada de él hasta el jueves en la mañana, en que un vecino lo halló en un camino vecinal al costado de la ruta, donde los perros se disputaban sus sus restos.
Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas