País País
lunes 20 de marzo de 2017

Un avión tuvo que hacer tiempo en el aire porque en la torre de control se habían quedado dormidos

El piloto comunicó a los pasajeros que no podía contactarse con el aeropuerto de La Rioja

El vuelo 2438 de Austral estaba dispuesto a aterrizar a horario, 7 de la mañana, pero no pudo hacerlo porque cuando intentaba comunicarse con los empleados de la torre de control, del aeropuerto de La Rioja, para autorizar su llegada nadie respondía.

De acuerdo a lo informado por el canal de noticias TN, el piloto intentaba establecer contacto pero no lo conseguía porque los empleados se habían quedado dormidos.

El piloto confirmó que debió volar 8 minutos de más sin rumbo y avisó a los pasajeros sobre lo que estaba sucediendo. En un audio que fue publicado, se oye al profesional explicar que el aeropuerto entra en funciones a las 7 de la mañana pero pese a que ya está en horario no consigue contactarse con la torre. El hecho ocurrió este sábado.

Incluso, el piloto se queja al hablar de falta de "sentido común" de los operarios, que deberían estar en sus puestos antes de su horario para tener todo listo, mucho más si un vuelo espera por aterrizar.

Si bien hacer tiempo en el aire es algo que los aviadores acostumbran hacer, siempre que ocurre lo hace en aeropuertos de mucha circulación, no en uno tan tranquilo como el de La Rioja, que en ese horario sólo tenía que estar listo para la nave de Austral.

Según el testimonio del piloto, los trabajadores iniciaron sus tareas minutos más tarde de lo necesario y complicaron la programación. Asimismo, los acusó de dejar a un avión comercial "dando vueltas", con el peligro que implica.

Fuentes de la Administración Nacional de Aviación Civil señalaron que estaba previsto que el avión llegue a las 7.30 a La Rioja, pese a que el vuelo siempre se hace en menos de dos horas. "La torre de control abre a las 7. El avión llegó a las 6.55 y a las 7.01 se lo autorizó para aterrizar", explicaron. Y subrayaron que en ningún momento estuvo en riesgo la vida de los pasajeros.

Fuente:

Más Leídas