País País
jueves 12 de enero de 2017

Se intensifica el conflicto con mapuches en Chubut tras un nuevo enfrentamiento con la Policía

El saldo es de varios heridos de percusión en el cuerpo de bala de goma y de plomo.

El conflicto entre el grupo mapuche Lof en Resistencia del Departamento de Cushamen, que reclama tierras del noroeste provincial, y el Gobierno de Chubut sumó este jueves otro capítulo de tensión, luego de que se produjeran nuevos enfrentamientos con la Policía.

Según denunciaron miembros de la comunidad, este miércoles por la noche efectivos de Infantería de la Policía de Chubut volvieron a reprimir la protesta y dos personas resultaron con heridas, una de ellas de gravedad.

Además, la cuestión hizo pie en la política nacional y el secretario de Derechos Humanos, Claudio Avruj, hizo un "llamado al diálogo y a la conciliación" en pos de una "solución pacífica", en tanto que la Iglesia católica repudió "la represión" contra la comunidad mapuche.

Tras los enfrentamientos del martes pasado en medio del desbloqueo de las vías del tren La Trochita, este miércoles por la noche se produjeron nuevos incidentes en el departamento de Cushamen, donde dos miembros de la comunidad resultaron heridos, uno de ellos con un balazo de goma en la mandíbula.

"El saldo es de varios heridos de percusión en el cuerpo de bala de goma y de plomo. Lo que nos preocupó es que en un primer momento no llegaban las ambulancias a la zona. Emilio Jones tiene un percutor de goma incrustado en el maxilar y fue trasladado a El Bolsón, donde fue operado. Ahora está internado en Bariloche y está grave", resaltó la abogada del grupo Sonia Ivanoff.

En declaraciones a la radio Futuro Rock, explicó que "también está bastante grave Fausto Jones Hualla, que está en terapia intensiva con pérdida del conocimiento por estallido de su oído y traumatismo de cráneo". La letrada confirmó que en total son diez los detenidos del grupo tras los dos días de incidentes y advirtió: "Los tres primeros están golpeados, incomunicados y se los acusa de entorpecer las vías del tren, de La Trochita, y de lesiones porque hay gendarmes que tienen contusiones".

"Durante el primer allanamiento los niños estuvieron arrodillados mas de dos horas y sus madres precintadas, rodeadas de gendarmes. Hay muchas mujeres con hematomas en el cuerpo por los tironeos de los oficiales. No hubo ningún tipo de comunicación de parte de autoridades del gobierno nacional como el secretario de Derechos Humanos, ni tampoco del gobierno provincial. Es más, Chubut no tiene secretario de Derechos Humanos", agregó Ivanoff.

El Gobierno denunció "terrorismo"

El Gobierno de Mario Das Neves, en tanto, cargó contra la comunidad Lof en Resistencia (que mantiene desde hace dos años una disputa por las tierras adquiridas por el grupo Benetton, que reclama como propias) y también apuntó contra el grupo Resistencia Ancestral Mapuche (RAM), otro sector que se adjudicó actos de "sabotaje" en los últimos meses.

Sobre este último espacio, el Gobierno calificó sus actos como "terroristas" y dijo son un "grupo de guerrilleros".

El ministro de Gobierno, Pablo Durán, destacó: "Si no le ponemos un fin a esto va a ser difícil vivir en una sociedad tranquila porque los hechos que se están dando son realmente muy graves, hay ataques a los vecinos, los turistas que circulan por la zona, a un helicóptero que intentó sofocar un incendio, a la policía".

En tanto, Durán recibió este jueves en la Casa de Gobierno a los grupos mapuches Huentelaf, Ceferino Namuncurá y Lof Comunidad Puerto Madryn, con quienes acordó "entablar una mesa de diálogo y trabajo" con el objetivo de coordinar una agenda común de temas, a cambio de su compromiso para "preservar la paz social".

Esos sectores mapuches se habían manifestado frente a la Casa de Gobierno provincial para rechazar los dichos de Das Neves, quien había acusado a los grupos en conflicto de ser "violentos".

El conflicto de los mapuches en la zona de Cushamen llegó a la órbita nacional y el secretario Avruj señaló: "Estamos trabajando de manera articulada con autoridades del Ministerio del Interior y del Ministerio de Seguridad para intentar encontrar rápidamente una solución".

Informó que "un equipo interdisciplinario de la Secretaría de Derechos Humanos y del Instituto Nacional de Asuntos Indígenas (INAI), especializado en la resolución de conflictos", ya fue puesto "a disposición de las autoridades locales para intervenir en el hecho y ayudar a resolverlo en términos pacíficos".

"Es vital e imprescindible detener la escalada de violencia y volver a instalar una mesa de diálogo y negociación", añadió Avruj.
Fuente: Noticias Argentinas

Dejanos tu comentario

Más Leídas