País País
lunes 07 de marzo de 2016

Peronistas de distintos sectores apuestan a la autocrítica y al consenso para reconstruir el partido

Juan Abal Medina y Diego Bossio coincidieron en que no se puede adoptar un estilo confrontativo en esta nueva etapa, y Sergio Massa quiere una oposición constructiva, con aportes.

Vendimia Solidaria reunió a figuras políticas que se encuentran en espacios políticos enfrentados. Es el caso de Juan Manuel Abal Medina, senador nacional por el kirchnerismo, y Diego Bossio, diputado nacional que inició el cisma del bloque del Frente para la Victoria, en el que quedaron nucleados todos los peronistas que se alejaron del kirchnerismo.

Si bien la división es real, ambos reniegan de la falta de autocrítica y aspiran a una reconversión partidaria donde haya espacio para el diálogo. Sin embargo, en ese proceso tomaron caminos diferentes: Bossio se separó de la pasada dirigencia, que le confió el manejo de la ANSES, y Abal Medina se declaró aún perteneciente a ese espacio. De todas maneras, afirmaron que es mejor apuntar a consensos y sumar, en lugar de restar a sus compañeros, aunque en el desarrollo de los acontecimientos haya habido discusiones y distanciamientos.

Reconstruir desde el consenso
Bossio, quien impulsó la ruptura del bloque en el Congreso, aseguró que hay que reconstruir el partido después de la derrota 2015, pero desde el consenso y el diálogo.

En su nuevo espacio quedaron incluidos muchos gobernadores e intendentes peronistas que se relacionan con más fluidez con el Gobierno nacional y por esto, adoptaron un estilo aggiornado y de menor grado de confrontación con el macrismo. Son los que quieren participar activamente en un nuevo PJ. "Queremos una renovación del partido y renovar no es una cuestión generacional, sino una cuestión de propuestas, lógicas y métodos", dijo Bossio.

Luego hizo una crítica soslayada al estilo kirchnerista de la confrontación dura: "Si hay posturas distintas, no es imposible lograr acuerdos. El problema es cuando hay falta de respeto y no se piensa en intereses generales". Para Bossio, el peronismo debe cambiar de estrategia, porque si vuelve a apostar por lo mismo, lógicamente obtendrá los mismos resultados.

Kirchnerista mesurado
Si bien se siente parte del kirchnerismo, el senador Abal Medina cultiva un estilo más diplomático y diferente a otros personajes políticos de su espacio.

Aseguró que el debate interno existe porque existió la derrota y por ende, hay que plantearse los errores. "Hay que dar las discusiones con sensatez. Soy enemigo de adjetivar a los compañeros que tienen posiciones distintas a las mías. Hay compañeros que por estar más cerca de los gobernadores e intendentes tienden a querer estar más cerca del gobierno", manifestó el legislador en torno a la ruptura del bloque peronista. Aseguró que el sector kirchnerista trabaja para reivindicar los ejes centrales que tuvieron los 12 años de gobierno. "Lo cual no significa no aceptar los errores. El desafío es reconstruir una mayoría del 54% , como la del 2011".

En tanto, el diputado Sergio Ma-ssa, opinó en sintonía. "Yo no voy a opinar sobre la interna de otro partido. Pero sí quiero devolverle al peronismo el lugar que tuvo y esto lo haremos basándonos en acuerdos y en diálogo. Las críticas deben ir acompañadas con propuestas de soluciones".

Para Félix, hace falta legitimidad
Lo dicen desde todos los sectores partidarios: después de una derrota, hay que dejar sanar las heridas.

Luego de nueve fracasos en las urnas como las que el PJ mendocino debió enfrentar en el 2015, está claro que el mensaje de la sociedad es que el partido debe legitimar poder y liderazgos. Por este camino apuesta Omar Félix, que junto a su hermano Emir –intendente de San Rafael– son los que sostienen Integración, un sector que salió invicto en el departamento más importante del Sur mendocino.

Se distinguen de los demás grupos porque son como las hormigas: precavidos y respetuosos de los cambios de climas políticos. No están apurados por reconstruir sin que las bases de ese rearmado sean tan sólidas que la estructura no vuelva a ceder. "Lo que necesitamos es dar una discusión interna y lograr legitimidad con la gente, caminar y escuchar a la sociedad", sostuvo el dirigente político.
Fuente:

Más Leídas