País - Macri Macri
sábado 07 de enero de 2017

Macri retoma su agenda tras el descanso en la Patagonia

El lunes regresa a la Casa Rosas y comienza a delinear su agenda internacional para los próximos meses.

Tras dos semanas de vacaciones, el presidente Mauricio Macri retomará el próximo lunes su actividad oficial en la Casa Rosada y ya comienza a delinear su agenda internacional para los próximos meses.


Retornado de la ciudad neuquina de Villa La Angostura, el mandatario volverá a dedicarse de lleno al ejercicio de la primera magistratura y como primeras actividades de su agenda tiene reuniones con algunos de sus ministros para realizar un seguimiento de la gestión.

En tanto, según indicaron fuentes oficiales a NA, el próximo martes en el Salón Blanco el jefe de Estado llevará a cabo por la tarde la formalidad de tomarle juramento a los titulares de las carteras de Hacienda, Nicolás Dujovne, y de Finanzas, Luis Caputo, que cumplieron su primera semana como ministros tras la designación con los decretos 3 y 4 publicados el pasado lunes en el Boletín Oficial.

A la vez, también se estudia la posibilidad de que se traslade el miércoles hasta la Provincia de Córdoba para participar del Festival Nacional de Doma y Folklore de Jesús María junto al gobernador local, Juan Schiaretti.

Asimismo, a pesar de que reducirá la cantidad de viajes al exterior en un año en el que afrontará sus primeras elecciones como titular de la Casa Rosada, el líder del PRO también comienza a delinear lo que será su agenda internacional en este 2017.

En ese sentido, romperá la tradición que mantenía desde sus tiempos de jefe de Gobierno porteño y no será parte del Foro Económico Mundial de Davos, en Suiza, donde será representado por la canciller, Susana Malcorra.

El primer viaje confirmado es en febrero y el destino es España, donde se reunirá con su par ibérico, Mariano Rajoy, para mantener una reunión bilateral en el Palacio de la Moncloa. Además del segundo encuentro entre ambos mandatarios (anteriormente se habían reunido en China en el marco del G20), Macri se verá con empresarios tanto en Madrid como en Barcelona.

En diciembre pasado, durante su visita al país europeo, la ministra de Relaciones Exteriores y Culto había anticipado que el objetivo del viaje es que "España redoble la apuesta, no sólo a nivel político de Gobierno a Gobierno, sino a nivel del sector privado y empresarial".

De esta manera, el Presidente buscará recomponer la relación entre ambos países que tuvo algunos cortocircuitos durante el kirchnerismo, con la expropiación de las acciones de YPF que tenía la petrolera ibérica Repsol como episodio punto más álgido.

España es el segundo inversor extranjero en la Argentina, siendo sólo superado por Estados Unidos, según las cifras del Banco Central. Sin embargo, no todo será color de rosas en la península ibérica, ya que también se espera que en su visita Macri deba atender los reclamos de la compañía española Telefónica, que amenaza con acudir a la Justicia y a organismos internacionales como el CIADI por el reciente decreto que regula el mercado de las telecomunicaciones.

Un mes más tarde, en marzo, Macri arribará a Ámsterdam para reunirse nuevamente con el primer ministro de los Países Bajos, Mark Rutte, con quien había mantenido un primer encuentro en Davos en enero de 2015.

En tierra neerlandesa, el Presidente aprovechará para volver a juntarse con el Rey Guillermo y la Reina Máxima de Holanda, con quienes tiene muy buena sintonía. La semana pasada el jefe de Estado y la primera dama, Juliana Awada, habían mantenido un distendido encuentro con la pareja real europea en la Estancia Pipilcura, ubicada 100 kilómetros al este de la ciudad rionegrina de Bariloche, así como también había recibido a Máxima Zorreguieta en la Quinta de Olivos en su rol de asesora especial de las Naciones Unidas sobre Inclusión Financiera para el Desarrollo (UNSGSA).

La visita a Ámsterdam también apunta a cerrar acuerdos para inversiones en proyectos de energías renovables, materia en la que la nación europea es vanguardista.

En mayo próximo la agenda presidencial ya tiene reservado un espacio para las visitas que realizará el líder del PRO al Lejano Oriente: Japón y China serán los destinos. En el imperio del sol naciente, Macri devolverá el gesto que tuvo el primer ministro nipón, Shinzo Abe, al visitar la Casa Rosada en noviembre pasado, tras 57 años sin una reunión bilateral con un mandatario japonés en suelo porteño.

Al igual que en el resto de los destinos, el viaje a Tokio también buscará ratificar el interés de empresarios por invertir en la Argentina, así como seducir a aquellos que todavía mantienen algunas dudas respecto del panorama local y la seguridad jurídica y económica del país.

En tanto, en el gigante asiático el Presidente mantendrá un encuentro con su par chino, Xi Jinping, con quien se había reunido en Hagzhou en septiembre pasado en el marco del G20. Tal como había manifestado en aquella ocasión, el titular de la Casa Rosada pretende fortalecer y profundizar la "asociación estratégica integral" con China.

En ese sentido, el objetivo es ampliar el financiamiento que ofrece el gran dragón oriental para así impulsar los proyectos de infraestructura que desarrolló el Gobierno y que no pueden llevarse a cabo sin ayuda económica internacional.

A la vez, en España, Países Bajos, Japón y China, Macri promocionará los productos agrícolas e industriales argentinos para intentar ampliar los mercados en el mundo.
Fuente:

Más Leídas