País País
sábado 09 de abril de 2016

La Zeta, seducción en la Patagonia

Fue declarada "reserva natural urbana" y es una interesante opción para hacer actividades y disfrutar al aire libre.

Esquel posee innumerables atractivos, pero uno de ellos se destaca por su belleza, tranquilidad y diversidad natural, la Laguna La Zeta. Está ubicada a solo cuatro kilómetros del centro de la ciudad de Esquel y posee una superficie de 700 hectáreas.

Fue declarada "reserva natural urbana" y es una interesante opción para hacer actividades y disfrutar al aire libre. Se ubica muy cerquita de Esquel, se puede acceder en auto, caminando o en bicicleta, por un camino sinuoso que le da nombre a la zona.

Es una de las pocas en su tipo que se hallan en la Argentina, ya que posee una gran biodiversidad que la convierte en una zona atractiva para el regocijo y el deleite de los amantes de la naturaleza.

Sus características

La presencia de la flora y la fauna se debe a que la Reserva está ubicada en lo que se denomina "ecotono", es decir, la transición entre el bosque y la estepa patagónica. Habitan allí alrededor de 110 tipos de aves, y entre mamíferos, reptiles, anfibios y peces suman 146 especies animales aproximadamente.

También abundan los invertebrados acuáticos y el zooplancton. Desde la estructura de vegetación se pueden diferenciar siete ambientes diferentes. Laguna, juncales, mallín, estepa, zonas de arbustos y con vegetación arbórea, las que a su vez se diferencian en nativas y exóticas.

Se registran especies nativas arbóreas (ciprés, maitén y ñire). Dentro de las exóticas predominan los pinos, que fueron introducidos en el año 1956, por sugerencia del técnico forestal René Eggman. Conforman este paisaje también los sauces y las herbáceas.

Actividades Recreativas

Además de disfrutar del balneario de la majestuosa laguna en temporada estival –que abarca una superficie de 40 hectáreas-, enmarcada por un maravilloso cordón montañoso, se pueden realizar: recorridos en bicicleta, senderismo, trekking, kayak, kitesurf, pesca deportiva todo el año y otras actividades acuáticas. Todo en pleno contacto con la flora y la fauna del lugar, rodeados por la belleza de este ecosistema, que también es ideal para experimentar el avistamiento de aves.

Sendero Periurbano por el Arenal

Este sendero es una de las alternativas para ascender hacia la Reserva Natural la Zeta, por un camino que atraviesa un banco de arena volcánica en una de las subidas, entregando un valor agregado al lugar. Es ideal para llegar a La Zeta caminando, a caballo o haciendo mountain bike, y conocer así ambientes de vegetación y contemplar hermosas vistas del valle de Esquel.
Fuente: Noticias Argentinas

Dejanos tu comentario

Más Leídas