País País
jueves 24 de noviembre de 2016

En el 2017 se seguirá votando con boletas de papel

La intención del Gobierno era que el año próximo se aplicara en todo el país el sistema de boleta única electrónica.

La suspensión del debate en torno a la reforma electoral que proponía el uso de la boleta electrónica determinó que en las elecciones legislativas de 2017 se continúe utilizando las clásicas boletas de papel, por lo cual había fuerte malestar en la Cámara Nacional Electoral.

La intención del Gobierno era que el año próximo se aplicara en todo el país el sistema de boleta única electrónica que actualmente utilizan la Ciudad de Buenos Aires y la provincia de Salta, pero la negativa del PJ-FPV a continuar debatiendo el proyecto en el Senado clausuró esa posibilidad.

De esta manera, en las elecciones legislativas de 2017 volverá a usarse el sistema tradicional de las boletas partidarias de papel ubicadas en el cuarto oscuro para que el votante haga su elección y deposite su voto en la urna, bajo el control de los fiscales de mesa.

El proyecto del Gobierno, que ya contaba con la aprobación de la Cámara de Diputados, podía ser modificado a partir de una propuesta de los senadores Juan Manuel Abal Medina y Omar Perotti (PJ-FPV) de modo tal que la aplicación de la boleta electrónica se hiciera en forma progresiva y con un esquema de doble conteo de votos, electrónico y manual.

Sin embargo, el bloque de senadores del PJ-FPV y los gobernadores de esa fuerza política decidieron rechazar cualquier tipo de cambio del sistema actual, por lo que seguirá vigente durante el próximo período electoral.

Ante el nuevo escenario, fuentes de la Cámara Nacional Electoral manifestaron a NA que hay "descontento" con la decisión de los senadores del PJ-FpV y los gobernadores peronistas, teniendo en cuenta que hace tiempo vienen reclamando modificaciones en el sistema electoral.

"Hace tiempo que venimos diciendo que con las boletas partidarias no se podía seguir. Por eso nuestro descontento", manifestaron integrantes del máximo tribunal electoral del país, el que tenía previsto quedarse con el control del escrutinio provisorio en el proyecto que finalmente quedó suspendido.

La iniciativa aprobada en la Cámara de Diputados, además, establecía que la oferta electoral no tendría fórmula Presidente y vice, sino que solo irá candidato a Presidente, quien deberá seleccionar dentro del plazo de 48 horas su candidato a vicepresidente.

Se modifica también la ley de partidos políticos y se elevaba el actual cupo femenino del 30 por ciento a una nueva regla de paridad de género del 50 por ciento, intercalado en un hombre y una mujer.
Fuente: Noticias Argentinas

Dejanos tu comentario

Más Leídas