País País
viernes 07 de julio de 2017

Cristina pidió que se suspenda la marcha del 7 de agosto

Pidió "que se convierta en una fuerza para una gran votación"

La expresidenta y precandidata a senadora nacional por Unidad Ciudadana, Cristina Kirchner, les pidió este viernes a los representantes de la Corriente Federal de Trabajadores que suspendan la marcha convocada para el próximo 7 de agosto y que "el esfuerzo de la movilización se convierta en fuerza para una gran votación" en las legislativas.

"Durante la reunión les dije que hay rezar por el trabajo, por los que no lo tienen y por los que sufren. También les pedí que no hagan la movilización. Sé que los trabajadores tienen más que sobradas razones para reclamar, pero también sé que en lugar llamar a una movilización el 7 de agosto, lo que debemos hacer es convocar a una gran votación el 13 de agosto", señaló la expresidenta en su cuenta en la red social Twitter.

Embed


Cristina Kirchner se reunió con referentes de la Corriente Federal, Sergio Palazzo (Bancarios), Horacio Ghillini (Sadop) y Héctor Amichetti (Gráficos), quienes habían convocado a una "Marcha por el trabajo y la justicia social" el 7 de agosto desde la Iglesia de San Cayetano hacia la Plaza de Mayo, en coincidencia con el día del patrono del trabajo.

Embed


Si bien no lo dijo expresamente, la exmandataria dio a entender que no era aconsejable hacer la marcha en una fecha tan próxima a las PASO, que tendrán lugar sólo seis días después, ya que el oficialismo podría aludir que esa protesta gremial tendría "tintes electorales".

La movilización iba a contar con la adhesión de otros sectores sindicales alineados con la exmandataria, como la CTA de los Trabajadores que lidera Hugo Yasky.

La Corriente Federal está integrada por un puñado de sindicatos cegetistas que decidieron quedar al margen de la actual conducción a raíz de diferencias con el triunvirato de la CGT por no promover medidas de fuerza más duras contra la gestión de Mauricio Macri.

Fuente:

Más Leídas