País País
viernes 14 de octubre de 2016

Cambiemos y el kirchnerismo repudian ejercicios militares del Reino Unido en Malvinas

El interbloque de Cambiemos anticipó que presentará un proyecto de resolución para que el gobierno formule una queja en las Naciones Unidas.

Diputados de Cambiemos y del Frente para la Victoria-PJ coincidieron hoy en repudiar los ejercicios militares del Reino Unido con lanzamiento de misiles en las islas Malvinas, que se extenderán del 19 al 28 de este mes, aunque el bloque opositor acompañó esa posición con críticas al gobierno nacional.

El interbloque de Cambiemos anticipó que presentará un proyecto de resolución para que el gobierno formule una queja en las Naciones Unidas "ante estas reiteradas maniobras de Gran Bretaña que son violatorias de las disposiciones de la ONU", según informó el presidente de ese espacio político de la Cámara baja, Mario Negri.

"Más allá de la habitualidad que invoca el Reino Unido para realizar estos ejercicios militares, como diputados nacionales nos sumamos al categórico rechazo del Gobierno argentino y respaldamos la decisión de nuestra Cancillería de citar al embajador británico para hacer conocer formalmente una protesta", agregó.

El titular del interbloque oficialista recordó además que la ONU "instó a ambas naciones a reanudar las negociaciones a fin de encontrar una solución pacífica y definitiva a la disputa de soberanía, así como a abstenerse de realizar actos unilaterales en los territorios y espacios marítimos bajo disputa".

En cuanto al bloque del opositor FpV-PJ, que conduce Héctor Recalde, expresó "su más enérgico rechazo ante la decisión de Gran Bretaña de lanzar misiles desde Malvinas" y su "preocupación" ante lo que consideró "la inoperancia de la Cancillería argentina, que hace un mes firmó un vergonzoso acuerdo con el Reino Unido cediendo soberanía sobre las islas".

"Tanto la canciller Susana Malcorra como el presidente Mauricio Macri deben pronunciarse de manera urgente y contundente frente a este nuevo acto hostil por parte de Gran Bretaña", añadió.

Según el FpV-PJ, "la política sobre Malvinas del gobierno de Cambiemos ha rozado lo bochornoso, no sólo por el comunicado conjunto firmado con el vicecanciller británico Alan Duncan, sino también por la desmentida británica sobre un supuesto diálogo sobre Malvinas de nuestro presidente con la primer ministra Theresa May, difundido por el propio Macri".

"Lo decimos una vez más: no se puede celebrar un acuerdo de cooperación en defensa y comercio con el mismo país que pone en peligro a nuestro pueblo con ejercicios militares. Esperamos que el gobierno tome nota y le dé a la reivindicación de nuestra soberanía sobre Malvinas el lugar que tiene para la gran mayoría de los argentinos", expresó.

En parecidos términos se manifestó la agrupación kirchnerista La Cámpora, mientras que el diputado radical Alejandro Echegaray repudió los ejercicios militares ingleses y respaldó "el rechazo que manifestó el Gobierno nacional por el desarrollo de pruebas misilísticas en nuestras Islas".

Echegaray, quien integra el Observatorio Malvinas del Poder Legislativo, afirmó que "no es razonable que el Reino Unido continúe con estas pruebas militares en el archipiélago si hace sólo un mes ha mostrado voluntad de iniciar un diálogo con la Argentina".

En sentido contrario, el diputado kirchnerista Guillermo Carmona, vicepresidente de la comisión de Relaciones Exteriores de la Cámara baja, consideró "evidente que el extemporáneo comunicado de Cancillería por ejercicios británicos en Malvinas surgió de la presión de nuestra protesta".

Los rechazos a los ejercicios militares británicos en las Islas Malvinas y las criticas a la política de "seducción" hacia el Reino Unido y los kelpers desplegada por el gobierno también alcanzaron a otros bloques opositores como los de Libres del Sur y el Frente Renovador, de Sergio Massa.

El bloque de Libres del Sur expresó su "absoluto repudio" a la decisión del gobierno de la primer ministra Teresa May de realizar pruebas misilíticas en el área de marítima de la Islas, hacia el Mar Argentino, lo que consideraron "viola tratados internacionales y disposiciones de Naciones Unidas".

El bloque que preside la diputada nacional Victoria Donda, afirmó que la determinación tomada por Londres demuestra "la total inutilidad de los gestos de seducción y obsecuencia que han venido desarrollando el presidente (Mauricio) Macri y la canciller Malcorra".

"Gran Bretaña no sólo usurpa las Malvinas sino que ocupa ilegalmente más de 2 millones de km2 de espacios marítimos de nuestra plataforma. Ese dominio colonial lo ejerce sin rubor y cada tanto con provocaciones como la de estos días cuando realice ejercicios militares que incluyen el lanzamiento de misiles", evaluó por su parte el diputado massista, Alberto Asseff.

Asseff también fue crítico sobre la estrategia del gobierno de Mauricio Macri en relación a las Malvinas y aseguró: "Mientras nosotros seguimos siendo más ingenuos que hábiles, los ingleses siguen con sus avances aún en el medio de llamados a una relación amigable. ¿Cómo ser amigos con quien nos muestra sus garras?".

Desde La Cámpora evaluaron que los ejercicios militares ilegales por parte de las fuerzas armadas británicas en el Mar Argentino, son el "resultado de una política exterior genuflexa, causante de un retroceso inaceptable en la lucha por la soberanía sobre el territorio nacional que se encuentra ocupado por una potencia imperial".

"Ahora, luego de los desplantes de las autoridades británicas en la ONU y la confirmación oficial por parte del Reino Unido de que no está dispuesto a negociar nada, nos encontramos frente a una amenaza armada concreta que merece el repudio unánime de toda la dirigencia política de nuestro país", concluye la agrupación de dirige Máximo Kirchner en un comunicado.
Fuente: Télam

Dejanos tu comentario

Más Leídas