País País
domingo 07 de agosto de 2016

Alfonsín pidió al gobierno "barajar y dar de nuevo" con las tarifas

También reclamó por la falta de participación del radicalismo en las decisiones del gobierno nacional y la falta de firmeza de su partido.

El diputado nacional y presidente del radicalismo bonaerense, Ricardo Alfonsín, sostuvo que el gobierno nacional debería "barajar y dar de nuevo" en materia tarifaria e hizo un doble reclamo, tanto para las autoridades de Cambiemos como en especial de la UCR nacional por entender que su fuerza política no está teniendo "la posibilidad de opinar" en este espacio común.

"Reclamé hace 3 meses que se conformara un espacio en Cambiemos en el que las distintas fuerzas pudieran participar a la hora de tomar decisiones, no en el día a día, sino en las cuestiones más sensibles, más complejas. Nos contestaron que venían trabajando desde la urgencia, desde la emergencia pero que ese espacio se iba a crear, espero que se termine creando", dijo Alfonsín.

Remarcó que la UCR integra "un frente que reúne tradiciones políticas diferentes, que se reunieron porque era necesario aventar riesgos en términos republicanos y democráticos, pero que pensábamos diferente. Teníamos concepciones diferentes a la hora de encarar estos problemas. Tenemos el derecho y la obligación de hacer escuchar nuestra voz".

Sobre el rol del titular nacional del radicalismo, José Corral, sostuvo que "deberá hacer conocer la necesidad de conformar un espacio adentro de Cambiemos y no relativizarlo cuando otros reclaman. No se hizo ese reclamo porque entiende la conducción del radicalismo que no se deben manifestar discrepancias. Eso no es así".

"No se lo reclamo al PRO, sino a mi propio partido, que no ha reclamado con vigor y firmeza", enfatizó Alfonsín en nota con el diario La Capital de Rosario.

Dijo que la crítica que formula es "a la conducción del partido" e insistió en que "debería haber reclamado con mayor firmeza".

"Era un activo tener diferencias con el PRO. En Gualeguaychú decíamos que el valor singular de Cambiemos respecto de otras fuerzas era que tenía tradiciones políticas distintas, se trataba de un activo la pluralidad del frente. Hacernos cargo de esas diferencias era y es crear un espacio en el que cada una fuerzas puedan expresar su opinión, y si existen propuestas diferentes tratar de saldarlas y sintetizarlas", se explayó.

El legislador remarcó que Ernesto Sanz "es un amigo personal de (Mauricio) Macri, pero no una representación institucional del partido. No tiene representación institucional" y volvió a marcar que "el presidente es Corral, y es él quien debe hacer escuchar la voz del partido, más allá de la posición personal que tiene Sanz con Macri".

"Cambiemos va a volver a ganar las elecciones si resuelve los problemas de la gente. Y para que esto ocurra todos los partidos que lo integran deben contar con la posibilidad de opinar, para que no se cometan errores. Hoy no existe eso en Cambiemos, y cuando lo reclamo es porque estoy preocupado por la suerte de los argentinos y quiero que a Cambiemos le vaya bien", completó la idea.

Al ser consultado sobre si la UCR irá con listas propias el año próximo en la provincia de Buenos Aires, señaló que "Eso es lo que más le convendría a Cambiemos".

"Parece que ahora a algunos les cuesta decir que Cambiemos es un frente que conlleva tradiciones políticas diferentes, como se dijo en el momento de su conformación. Cambiemos debe ofrecerle a la sociedad una alternativa más liberal, como es la del PRO; una de centro, como el ARI, y una de centroizquierda progresista, representada por la UCR", indicó.

Se le preguntó ¿Qué sintió cuando escuchó a (Elisa) Carrió decir que Raúl Alfonsín y Eduardo Duhalde habían pactado históricamente en provincia de Buenos Aires y que la gobernadora (María Eugenia) Vidal rompió ese acuerdo secreto? y respondió que es "una injusticia que diga eso".

"No existió tal cosa. Raúl Alfonsín, como mínimo, es tan honesto como Carrió. Pero Raúl Alfonsín, además, era una muy buena persona. Hay gente que es honesta pero no buena persona", subrayó.
En cuanto al régimen tarifario en cuestión, Alfonsín expresó "claras diferencias" y recordó que "hace 3 meses" dijo "que se debía llamar a audiencia pública, que no se podían aumentar todos los servicios a la vez, que no se había tenido en cuenta el impacto social".

"Hay que decirles al Estado y a las empresas que sus problemas tampoco se pueden resolver de la noche a la mañana, porque si lo hacemos le generamos problemas a la gente, de la noche a la mañana", apuntó.
Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas