musica musica
martes 10 de mayo de 2016

Un disco cargado de belleza y con sabor a final

El CD fue lanzado de forma digital, pero las copias físicas del álbum estarán disponibles a partir del 17 de junio en todo el mundo.

Tras varios días de enigma en las redes sociales y de pistas cibernéticas que fueron dejando para sus fans, Radiohead lanzó el domingo último su noveno disco de estudio: A Moon Shaped Pool. Se trata de su primer lanzamiento desde 2011, cuando editaron The King of Limbs.

El CD fue lanzado de forma digital, pero las copias físicas del álbum estarán disponibles a partir del 17 de junio en todo el mundo. En tanto, una edición especial con dos nuevos temas saldrá en setiembre.

Lo más llamativo es que el CD contiene apenas tres temas nuevos (Decks Dark, Glass Eyes y Tinker Tailer Soldier Sailor Rich Man Poor Man Beggar Thief), dado que los otros ocho ya habían aparecido de diferentes formas en años anteriores.

Un ejemplo es True Love Waits, que forma parte del disco en vivo I Might Be Wrong, que fue editado en 2001.

El hecho de que la banda que lidera Thom Yorke haya hecho esta concesión y les diera lugar a canciones que los fans siempre han apreciado hace sospechar que este podría ser el último disco de la agrupación británica. Más de un seguidor ha interpretado este disco como un regalo de despedida. No obstante, con Radiohead nunca se sabe del todo.

El grupo inicia una gira mundial el 20 de mayo en Holanda,con la que recorrerá Europa y luego viajará a Estados Unidos. Argentina es uno de los países que lo espera desde hace tiempo.

A simple vista, se trata de un disco que contiene rasgos clásicos del grupo, como la distorsión, dejando clara la presencia de la tecnología como parte de la música, así como los ambientes cargados de opulencia gracias a la presencia de orquestas de cámara.

Canciones como Daydreaming y Burn The Witch hablan de una influencia de las formas del cine en ellos, tras su paso frustrado por la banda sonora de la cinta de James Bond: Spectre.

Este es un trabajo arraigado en los sonidos del folck rock, con poca presencia de guitarras. Continúa aquí la experimentación con los sonidos electrónicos y hay un protagonismo poco usual del piano.

La recepción del disco ha sido unánime en llamar este grupo de once canciones lo mejor que la banda ha editado en el último tiempo. Sobre todo, teniendo en cuenta que desde el clásico Kid A, del año 2000, la banda fue bastante errática en su proceso experimental, haciendo sus discos bastante difíciles de digerir.

Con este CD, sin embargo, Radiohead entrega un consistente y bello disco de rock.

Estará disponible en Spotify pronto
El domingo, los fans de Radiohead que quisieron escuchar el noveno disco de la banda, A Moon Shaped Pool, sólo pudieron hacerlo a través de iTunes, Amazon, Tidal y Apple Music.

A pesar de que la mayoría de los usuarios del planeta tienen Spotify, los británicos eligieron el mismo camino que artistas como Beyoncé y Taylor Swift en no darle los derechos.

Sin embargo, ayer, un responsable de Spotify aseguró a los medios: “Los nuevos sencillos de Radiohead Burn the Witch y Daydreaming ya están disponibles, y estamos trabajando para que el resto de A Moon Shaped Pool esté disponible en Spotify lo más pronto posible”.

Era de esperarse que la banda demorara el ingreso de su disco a este servicio, dado que Thom Yorke criticó en el pasado a Spotify diciendo que era “el último gas de un cuerpo moribundo”.

Habrá que esperar y ver si Spotify gana esta batalla y logra convencer a Yorke.
Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas