mundo mundo
lunes 28 de marzo de 2016

Una patrulla sanitaria de Marruecos mató casi 60 perros callejeros a tiros y lo filmó

Se trata de una práctica para el control animal muy común en ese país pero que genera polémica en otras partes del mundo. Las imágenes pueden herir la sensibilidad del lector.

Una "patrulla sanitaria" de limpieza urbana grabó un vídeo en el que muestra su trabajo mientras mata a tiros a perros callejeros en una ciudad de Marruecos.

El vídeo, de gran crudeza, lleva varios días circulando por las redes y los medios electrónicos y muestra cómo operarios de la ciudad de Alcazarquivir (norte de Marruecos) salen por la noche con escopetas en busca de perros callejeros.

En el vídeo se ve no menos de treinta perros abatidos a tiros por dos operarios en plena calle y algunos malheridos y que aúllan en medio de un charco de sangre mientras agonizan. Cuando ya están muertos, otros operarios (aparentemente del servicio de basuras) recogen los cadáveres y los arrojan en un remolque, donde un funcionario cuenta las víctimas: "56, 57", se le oye decir.

El vídeo está circulando justo cuando se ha lanzado una campaña en las redes sociales Facebook y Twitter (JesuisBoby) para acabar con esta práctica, pensada para frenar las epidemias de rabia.

Una de las promotoras del grupo, Lubna Ketani, llamó a promover las campañas de vacunación de estos perros y de esterilización para contener la extensión del virus de la rabia, como alternativa a la matanza de estos animales.

"Es nuestro deber y responsabilidad proteger a estos perros", anunció la activista, que añadió que cada año los mataderos de Casablanca sacrifican entre 5.000 y 8.000 canes vagabundos.

Los promotores de la campaña consideraron que la ley 56.12 sobre la prevención y la protección de las personas contra los peligros de los perros se ha convertido en "un exterminio programado de la raza canina en Marruecos". Esta normativa fue aprobada en la Cámara baja del Parlamento marroquí en 2013.

Perros callejeros

Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas