mundo mundo
viernes 21 de octubre de 2016

Siameses unidos por la cabeza se recuperan tras ser separados

A casi una semana de la cirugía ambos niños han abierto los ojos, acto que pudiera parecer simple pero que para ellos es una hazaña y una indicación de recuperación.

Tras 16 horas de cirugía, los doctores del Hospital Infantil en el Centro Médico Montefiore separaron a los gemelos siameses de 13 meses de edad Anias y Jadon McDonald, reportó la CNN internacional.

Jadon fue sacado en camilla del quirófano la mañana del viernes. Mientras que los doctores continuaron operando a su hermano 11 horas más.

A casi una semana de la cirugía ambos niños han abierto los ojos, acto que pudiera parecer simple pero que para ellos es una hazaña y una indicación de recuperación.

Los doctores han reportado que hasta ahora Jadon se encuentra mejor, ya que se mantuvo estable durante la cirugía y puede mover algunas de sus extremidades. Por otro lado, Anias, tuvo problemas para estabilizarse durante la operación, pero se va recuperando bien y ya ha abierto los ojos.

Como es detallado en el video de la CNN por el Dr. Sanjay Gupta , los hermanos estaban unidos por la cabeza, haciéndolos uno de los casos más raros de su tipo, gemelos craneópagos. Sólo uno de cada 200,000 nacimientos vivos terminan en gemelos siameses y los gemelos craneópagos suelen ocurrir sólo en uno de cada 2.5 millones de nacimientos.

Los gemelos siameses normalmente tienen una vida difícil. Cerca de la mitad nacen muertos y un tercio de los supervivientes no lo llega más allá del primer día, de acuerdo con el Centro Médico de la Universidad de Maryland. Y excluyendo a Anias y Jadon, hay menos de 12 parejas de gemelos siameses que viven en la actualidad. En particular, los gemelos craneópagos, la tienen más complicada – sólo el 20 por ciento sobrevive a los 2 años sin separación.

Ese peligro y otros riesgos para la salud llevaron a la familia McDonald a pedir la ayuda del Dr. James Goodrich, uno de los pocos cirujanos en el mundo que tiene una amplia experiencia en la separación de gemelos siameses.

"Esto es lo tan complicado como podría ser" dijo Goodrich, cuyo equipo quirúrgico ha recurrido a modelos virtuales en 3D de la cabeza compartida de los gemelos para prepararse para difícil el procedimiento. Para preparar aún más a los gemelos, el equipo de Goodrich coloco cuatro expansores de tejido en sus cabezas para que su piel se pudiera estirar y volver a coser después de la cirugía.

A pesar de haber tenido que abandonar sus trabajos en Chicago para mudarse a Nueva York y a pesar del riesgo de que sus hijos pudieran haber fallecido durante la cirugía o resultado con daño cerebral irreversible, los McDonald pensaron que la cirugía era la mejor oportunidad de que sus bebés tuvieran una vida plena y sana.

Embed
Fuentes: CNN y AP.
Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas