mundo mundo
domingo 29 de mayo de 2016

Le salvó la vida y ahora fue a su graduación

La graduación de Josibel Aponte fue especial no solo porque estuvo rodeada de su familia, también del hombre que le salvó la vida en 1998.

Aponte era una niña de 5 años cuando en el departamento en el que estaba se incendió. Afortunadamente, el agente Peter Getz estaba allí y la rescató. Hizo más que eso, le devolvió a la vida, ya que la niña no respiraba, así que tuvo que reanimarla, según explica The Washington Post

Desafortunadamente, Getz no pudo salvar al tío de la pequeña que murió a causa de las heridas que le provocó el fuego. La imagen de Getz con Josibel en sus brazos estuvo en su mesa todos los días hasta que se jubiló.

Después del terrible suceso, el oficial siguió los pasos de Aponte, quedaron viéndose regularmente y observó de cerca su progreso en el colegio.

El martes pasado, Aponte se graduó magna cum laude en contabilidad en la universidad. Para ese gran momento Josibel quiso contar con el hombre que le salvó la vida, el agente Getz, que no dudó en atender a la ceremonia. «Casi muero, pero me dieron una segunda oportunidad. Es por Peter y todas las autoridades que vinieron ese día, gracias a las que estoy aquí. Quiero compartir mi graduación con todo el mundo que es importante para mi, con quienes me han ayudado en los momentos difíciles», dijo Josibel durante la ceremonia.
Fuente: abc.es

Más Leídas