mundo mundo
viernes 18 de marzo de 2016

El juez del caso Petrobras justificó con el Watergate la divulgación de escuchas

El juez Moro afirmó que ni el presidente de una República "tiene privilegio absoluto en el resguardo de sus comunicaciones", a pesar de tener "foro privilegiado".

El juez Moro afirmó que ni el presidente de una República "tiene privilegio absoluto en el resguardo de sus comunicaciones", a pesar de tener "foro privilegiado".

"Ni el supremo mandatario de la República tiene un privilegio absoluto en el resguardo de sus comunicaciones, aquí recogidas de manera fortuita, pudiendo ser citado el conocido precedente de la Suprema Corte norteamericana en US vs. Nixon, 1974, aún un ejemplo a seguir", afirmó el juez.

Moro se refirió así al caso Watergate, un escándalo político que en 1974 derribó al entonces presidente de los Estados Unidos, Richard Nixon.

El juez, a cargo del caso Petrobras, reiteró que había "causa justa" y "autorización legal" para interceptar las escuchas del ex presidente Lula, quien este jueves asumió como ministro de la Presidencia de la presidenta Dilma Rousseff, y que luego sufrió la suspensión de ese nombramiento ante una medida cautelar presentada por un magistrado de Brasilia que sugirió que Rousseff podría haber cometido un delito.

El juez también argumentó que si Lula asume el cargo de ministro tendrá poder para realizar una "intervención indebida y odiosa" en la Policía, la Fiscalía y el poder Judicial y se apoyó en los audios grabados por orden judicial divulgados el miércoles, los cuales generaron la sospecha de que Rousseff designó a Lula ministro para demorar el proceso jurídico contra el ex presidente.

Moro afirmó que decidió levantar el secreto de las escuchas telefónicas por considerarlo de "interés público" y precisó que será el Supremo Tribunal Federal (STF), la máxima corte del país, quien deberá decidir tras analizar el contenido de las grabaciones, citó la agencia EFE.
Fuente:

Más Leídas