mundo mundo
domingo 19 de junio de 2016

Cameron aseguró que no "hay vuelta atrás" con la votación del referéndum

El primer ministro David Cameron aseguró que el Reino Unido se enfrenta a una "elección existencial en el referéndum del próximo jueves sobre la Unión Europea, del que dijo no "haber vuelta atrás".

El primer ministro David Cameron aseguró que el Reino Unido se enfrenta a una "elección existencial en el referéndum del próximo jueves sobre la Unión Europea, del que dijo no "haber vuelta atrás".

En una columna publicada anoche por The Sunday Thelegraph, el premier británico afirmó que no es fácil hablar del referéndum después del shock que ha representado el asesinato de la diputada laborista Jo Cox, "pero que deben hacerlo", porque ella así lo hubiera querido y es en lo que estaba trabajando en estos últimos meses.

Cameron, reiteró una vez más que la opción de salir del bloque europeo "es un gran error que puede conducir hasta una década de incertidumbre" y advirtió que la economía que registró un gran crecimiento y fue una de las más exitosas del siglo XXI, "pende de un hilo".

"Si nos vamos el comercio se vería perjudicado, y la inversión en Gran Bretaña sufriría porque las empresas ya no podrán acceder a la UE de la misma forma. Por lo tanto, nuestra economía sería más pequeña", alertó.

Dijo que se ha debatido mucho acerca del mayor o el menor impacto que tendría sobre la economía el salir de la Unión Europea, de lo leve o severa que sería la recesión o del nivel exacto de desempleo que esta originará y se ha especulado sobre el tamaño del agujero que provocará sobre la finanzas públicas, pero que hasta ahora no ha habido una sola voz creíble que prediga que "estaremos mejor fuera de Europa".

"No ha habido nadie de los que hacen campaña para salir del bloque europeo que pueda realmente contestar este aspecto central del referéndum y pueda afirmar que los ingleses estaremos mejor si nos vamos ".

En ese sentido, Cameron, advirtió que dejar Europa, no tendrá ningún beneficio, que habrá inflación, pocas oportunidades para los jóvenes bajos salarios, una pobreza permanente y una probable recesión que llevará hasta una década de incertidumbre hasta que "lo superemos" y se preguntó "como alguien a conciencia puede votar por esto".

El primer ministro británico llamó a no tomar ese riesgo y afirmó que Gran Bretaña es una fuerza más poderosa cuando trabaja dentro de las organizaciones más relevantes como la ONU, la OTAN o la Unión Europea donde "tenemos una lugar significativo en la toma de decisiones".
Fuente:

Más Leídas