mundo mundo
viernes 25 de noviembre de 2016

Bélgica quiere incluir su cerveza en la lista del "patrimonio inmaterial"

Bélgica está pidiendo a la Unesco, el órgano de la ONU que vela por el patrimonio mundial, que añada su cultura de elaboración y consumo.

Desde las morenas a las rubias, pasando por las fuertes trapenses elaboradas en monasterios, la cerveza belga es un producto que se disfruta en todo el mundo.

Ahora, Bélgica está pidiendo a la Unesco, el órgano de la ONU que vela por el patrimonio mundial, que añada su cultura de elaboración y consumo a la lista de tradiciones que merece la pena proteger, asegurando que aporta una identidad unificadora a un país con tres idiomas oficiales.

En el país hay unas 200 cervecerías que fabrican unos 1.500 tipos diferentes de cervezas, de acuerdo a la asociación comercial Cerveceros Belgas, que preparó la solicitud. Algunas recetas típicas también incluyen cerveza y hay una treintena de museos dedicados a la bebida.

La solicitud, presentada por la región germanoparlante del país, asegura que la industria de la cerveza mejora el bienestar de los belgas, estimulando la economía, promocionando los productos locales y fortaleciendo las relaciones sociales. Su historia y amplia variedad de tipos destaca a Bélgica entre otras tradiciones cerveceras mundiales, asegura la petición.

El comité que se encarga del "patrimonio inmaterial" en la Unesco se reunirá la próxima semana en Adís Abeba, donde decidirá si la cultura cervecera belga puede entrar en la lista, al igual que otras 36 prácticas como el yoga indio y las marionetas checas y eslovacas.

Si lo consigue, se uniría a expresiones como el flamenco en España, el Festival del Barco del Dragón en China y los incluidos el año pasado, como el café arábigo y la cultura de la gaita en Eslovaquia.

La cerveza belga tiene grandes posibilidades, ya que un organismo asesor recomendó su inclusión. Bélgica tiene ya 12 expresiones en la lista, incluida la pesca de camarones a caballo y el carnaval de la localidad de Aalst.

Manu Pauwels, portavoz de la Asociación Internacional Trapense, dijo que la designación de la ONU diferenciaría a la cultura cervecera belga del resto. "Cada vez más países desarrollan una industria cervecera con más variantes, pero siempre se refieren al estilo belga. Es bueno que podamos decir que somos la referencia y el origen de muchas actividades cerveceras en el resto del mundo", comentó.
Fuente: Reuters

Dejanos tu comentario

Más Leídas