mundo mundo
lunes 14 de marzo de 2016

Abren al público la residencia del fallecido dictador Nicolae Ceausescu en Bucarest

El Palacio de la Primavera "tiene que estar abierto al pueblo rumano, que tiene que hacer las paces con su historia y conocer su pasado, con todas sus facetas", declaró la ministra a cargo del diálogo cívico.

La antigua residencia del difunto dictador rumano Nicolae Ceausescu abrió al público por primera vez este sábado, 26 años después de la caída y la ejecución del líder comunista.

El Palacio de la Primavera "tiene que estar abierto al pueblo rumano, que tiene que hacer las paces con su historia y conocer su pasado, con todas sus facetas", declaró la ministra a cargo del diálogo cívico, Violeta Alexandru, durante la ceremonia de inauguración.

Este palacio se construyó en la década de los 60 en el que fuera el barrio de la nomenclatura comunista, y se decoró como querían Ceausescu y su esposa Elena.

Cuenta con 80 habitaciones con espejos de cristal de Murano, una piscina interior, una sala de cine, un búnker subterráneo y un jardín donde se pasean pavos.

El sábado, más de 300 personas visitaron gratuitamente la residencia, que se podrá visitar nuevamente a partir del 19 de marzo por un precio máximo de 30 lei (6,5 euros).

Según un comunicado oficial, los esposos Ceausescu y sus tres hijos vivieron en este palacio hasta diciembre de 1989, cuando la pareja huyó de la capital tras la sangrienta represión de las manifestaciones opositoras.

Detenidos horas más tarde y condenados en un juicio sumario en un cuartel, ambos fueron fusilados.

Fuente:

Más Leídas