Mendoza - Alfredo Cornejo Alfredo Cornejo
martes 05 de julio de 2016

Tras la renuncia del procurador, estos son los posibles sucesores para ser el jefe de los fiscales

Con la renuncia del procurador general de Mendoza, Rodolfo González, se abre la sucesión para nombrar a la nueva cabeza de los fiscales y defensores oficiales.

Rodolfo González (77), procurador general de Mendoza, fiscal de la Suprema Corte, máximo jefe de todos los fiscales y defensores oficiales del Poder Judicial, puesto allí por el peronismo en 1992, presentó su renuncia y le fue aceptada ayer por el gobernador, Alfredo Cornejo.

Uno de los cargos con mayor poder dentro de la Justicia quedó vacante y ha servido para que la Unión Cívica Radical lo ocupe con un alfil allegado al partido y al Gobierno.

El justicialismo lo ha perdido inexplicablemente, al no poder remplazar a González por uno de los suyos durante las gestiones de Celso Jaque y de Francisco Pérez.

Cornejo asiste así a una oportunidad histórica e impensada para él: rediseñar el Ministerio Público, la gran herramienta de la Procuración, donde se asienta la pata judicial de la política de seguridad.

Lo va a hacer. Así lo confirmaron fuentes del Barrio Cívico. Enviará en agosto, junto con el candidato remplazante que legitimará el Senado, un proyecto de ley para ir a fondo con una fuerte reforma.
El gobernador consiguió, con la salida de González, una gran victoria política, tras una larga negociación, que los pasillos judiciales y los mentideros políticos dicen que comenzó antes de que asumiera el cargo.

Altas fuentes peronistas confiaron a Diario UNO, que el procurador no quiso entregarle el puesto al PJ en la última gestión, para evitar que su lugar lo ocupara el actual juez de la Suprema Corte, Omar Palermo, con quien mantiene una pública enemistad.

Otros recuerdan que al procurador el PJ le pidió el cargo de prepo, consiguiendo el efecto contrario.
González, que ayer por la tarde seguía trabajando en su despacho y quien tramitó su jubilación en 2013, seguirá en funciones hasta que se le liquide su primer haber jubilatorio, que se espera sea el mes que viene. Recién entonces dejará el cargo.
El heredero
Comienza ahora la sucesión por el puesto que le dará al próximo procurador el mando absoluto (siempre sujeto a derecho) sobre todos los fiscales, entre ellos, los que investigan a diario el delito.
Es que el procurador de la Corte tiene amplias potestades, como ordenarle a un fiscal inferior qué investigar, cuál causa priorizar o quitarle un caso y dárselo a otro, y hasta ordenarle, si es necesario o no.

El gobernador Alfredo Cornejo ya tiene cinco nombres en su escritorio. Los tenía en la mañana de ayer luego de recibir, el viernes pasado, el escrito de dimisión de González.

Los cinco candidatos son el juez de la Sexta Cámara del Crimen, Alejandro Gullé; el fiscal de la Primera Cámara del Crimen, Javier Pascua; el subsecretario de Justicia, Marcelo D' Agostino; el ministro de Seguridad de la Provincia, Gianni Venier, y el fiscal de Instrucción de Las Heras, Fernando Giunta Baglini.

Esa es la lista que el mandatario tiene hasta ahora. Como recién nominaría al candidato a la Cámara de Senadores en agosto, podrían aparecer más nombres o el mandatario podría madurar otro postulante.

Quien sea elegido no verá obstáculos en el Senado, que tiene la última palabra para aprobar o rechazar. El radicalismo tiene allí quórum propio para abrir la sesión secreta y mayoría simple para aprobar el pliego de quien sea postulado.

Los candidatos
Alejandro Gulle (59) tiene una larga trayectoria en la Justicia. Empezó como relator de la Suprema Corte, su tarea era armar los fundamentos de los fallos de los jueces del máximo tribunal. Fue juez de Instrucción y desde hace años, juez de apelaciones y de juicios orales y públicos.

Marcelo D'Agostino (45), actual subsecretario de Justicia, es asesor legal del gobernador Alfredo Cornejo desde hace 10 años, viene de la actividad privada, es experto en contratos y ha ejercido el derecho penal.

Javier Pascua (49), otro hombre de la Justicia, fue secretario judicial del ex juez federal Luis Leiva, tuvo a su cargo las causas del banco Mendoza, dejó los tribunales federales para integrar la Segunda Cámara del Crimen de San Rafael, siendo juez de apelaciones y de juicio oral. Actualmente, es fiscal de la Primera Cámara del Crimen. Su función es llevar adelante la acusación en los juicios orales y pedir la sentencia.

Gianni Venier (48), de larga trayectoria como penalista particular, fue director de Inteligencia Criminal, miembro de la Inspección General de Seguridad y titular de la comisión de Derecho Penal del Colegio de Abogados de Mendoza.

Fernando Giunta Baglini (38) es fiscal de Instrucción, primero en Luján - Maipú y ahora en Las Heras. Protagonizó hace unos años una grave caso mediático en su contra, de un testigo protegido que lo acusó de manipular su declaración. Investigado, el caso fue archivado sin pruebas y el Jury rechazó la denuncia. El testigo protegido confesaría años después un cruento doble homicidio y sería condenado a perpetua.
Fuente:

Más Leídas