Mendoza - Mendoza Mendoza
lunes 03 de octubre de 2016

Terminaron la construcción de la nueva sede del Vacunatorio Central

El nuevo edificio se ubica en un predio de 310 m2 en Virgen del Carmen de Cuyo entre San Martín y 9 de Julio de Ciudad. Requirió una inversión de $4 millones.

Las obras de construcción del nuevo edificio del Vacunatorio Central llegaron a su fin. El nuevo edificio se emplaza en un terreno de 320 m2 y seguirá vinculado con el actual, donde se conservarán las cámaras de frío y el estacionamiento del personal.

El nuevo vacunatorio se edificó bajo las normas de construcción estipuladas por ley para el Centro Cívico de la Ciudad de Mendoza. Consta de dos áreas bien diferenciadas: la planta baja será de atención al público, tendrá oficinas de recepción, turnos, consultas, sala de espera, sanitarios, salón de usos múltiples, dos salas de vacunación y office.

En tanto, el primer piso corresponderá al Programa Provincial de Inmunizaciones. Allí se ubicarán la dirección, la sala de estadística e informática, la supervisión de escuelas y depósito, las salas de reuniones, capacitación y vigilancia, sanitarios y office para los profesionales.

El moderno edificio remplazará al existente, que presenta inconvenientes funcionales debido no sólo a su antigüedad sino también a que la construcción no fue proyectada para tal fin. La obra significó una inversión de $4 millones.

Detalles de la construcción

Teniendo en cuenta criterios de flexibilidad, debido a los permanentes procesos de cambio que se producen en los edificios públicos, la mayor parte de la construcción interior es de materiales en seco, lo que permite removerse con mayor facilidad y disminuye los tiempos de ejecución.

El acceso principal, que está previsto por la calle Virgen del Carmen, cuenta con rampas para discapacitados y una superficie semicubierta que lo protege.

En cuanto a las áreas internas, se destaca la amplitud de las salas y las circulaciones, lo que posibilita un cómodo movimiento de pacientes, incluso en silla de ruedas. Asimismo, los sectores de espera se proyectaron con vista a espacios abiertos parquizados.
Fuente:

Más Leídas