Mendoza - Alfredo Cornejo Alfredo Cornejo
sábado 30 de abril de 2016

Tensión en la previa del discurso del 1 de mayo

Los gremios hacen el acampe frente a la Legislatura sin pasar el vallado, pero el Gobierno no los quiere allí.

El acampe de los gremios mendocinos frente a la Legislatura haciendo la vigilia del Día del Trabajador y del primer discurso del 1 de mayo que el gobernador Alfredo Cornejo dará mañana, para inaugurar las sesiones ordinarias, ha cargado de tensión e incertidumbre la previa del tradicional evento democrático.
La disputa de 30 metros de vereda de la peatonal Sarmiento y el control sobre calle Patricias Mendocinas son la pulseada que por estas horas les quita el sueño al Gobierno provincial y a los sindicalistas estatales apostados allí desde ayer a la mañana.
El Gobierno quiere que los gremios liberen el área y se retiren hacia la plaza Independencia, y éstos no quieren moverse de donde están.
Desde el Poder Ejecutivo aseguran que están dispuestos a pedirle el de-salojo a la Justicia mientras desde el Poder Judicial le indicaron a la policía que actúe de oficio en caso de ver un delito en curso.
El conflicto se desató ayer a la mañana, cuando arribó el caravanazo sindical del 1º de Mayo que atravesó gran parte de la ciudad.
La calle Patricias ya estaba cortada por la policía y se podía acceder a pie hasta la intersección de la Peatonal.
La fuerza había blindado con vallas la peatonal Sarmiento desde Patricias hasta España, lo que le valió la bronca de los comerciantes de la cuadra, que se quedaron sin ventas.
Pero la vereda de Patricias que cruza la Peatonal estaba liberada ya que las vallas se ubicaban a unos cinco metros de la calle.
El gremio de ATE (Asociación de Trabajadores el Estado) y otros sindicatos no lo dudaron y se instalaron en la vereda sin traspasar el vallado.
La policía intentó advertir de que ahí no se podían apostar pero en un pestañeo los gremios armaron media docena de gazebos y carpas y coparon el sector sin necesidad de cortar la calle Patricias, lo que en principio los deja fuera de incurrir en el delito de obstaculizar la libre circulación como pretendió endilgarles el Gobierno al mediodía.

El drama de la Bandera

A la hora de blindar la Peatonal y la Legislatura, a la policía se le quedó el mástil de la Bandera fuera del vallado por apenas un puñado de metros, lo que se transformó en un dilema para el acto de mañana.
En ese mástil, la vicegobernadora Laura Montero, como manda la tradición protocolar, debe izar la Bandera nacional el 1 de mayo para luego dar inicio a la recepción del gobernador Alfredo Cornejo, que abrirá por primera vez las sesiones ordinarias de la Legislatura .
Con el acampe gremial, el pabellón nacional quedó fuera del control policial, del alcance del protocolo y rodeado de gazebos.
El mismo vallado instalado dejó afuera a la calle Patricias, que la policía dice que necesita utilizar para ubicar sus tropas, a las que el gobernador pasará revista antes de saludar a la Bandera, que debería estar en el mástil que justamente quedó fuera del área blindada.
Mientras tanto los gremios extendieron sus carpas a plaza Independencia y a la tarde instalaron un escenario en el que piensan hacer un acto el mismo 1 de mayo.

Repaso, diagnóstico y algún anuncio


Un discurso programado para que no se extienda más de una hora y media, con un diagnóstico de cómo se recibió la provincia, un detalle de lo que se ha hecho y los recursos disponibles y algunos anuncios para condimentar el futuro son lo que a grandes rasgos se escuchará mañana de boca del gobernador Alfredo Cornejo, en su primer discurso en la apertura de las sesiones ordinarias.
Poco y nada ha trascendido sobre los detalles del mensaje, que ha sido celosamente resguardado por el Poder Ejecutivo.
Se rumorea algún anuncio en el tema de seguridad y una fuerte reafirmación de trabajar en una política educativa de calidad y una mejora del sistema de salud. La alocución de Cornejo también tendrá un pasaje que buscará darle un toque "esperanzador" al mediano plazo.

Faltaron vallas


Inesperado. El plan del Gobierno era blindar ayer toda la calle Patricias para impedir el acampe de los gremios en esa vía, pero la demanda de vallas para el partido de anoche de Independiente Rivadavia y el de Godoy Cruz, que juega hoy, los dejó cortos con el vallado.
Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas