Mendoza - Rodolfo González Rodolfo González
viernes 12 de agosto de 2016

Rodolfo González criticó a todos los gobernadores desde 1999 a la fecha

El procurador de Mendoza dijo que no han aportado recursos para aplicar en amplitud el Código Procesal Penal.

A pocos días de dejar su lugar como procurador de la Suprema Corte de Justicia, Rodolfo González criticó abiertamente a los gobernadores mendocinos desde 1999 en adelante, por no haber aportado nunca recursos suficientes para aplicar en toda su amplitud el Código Procesal Penal tal cual había sido pensado ese año, tras un acuerdo partidario entre la UCR, el PD y el justicialismo.

Así y todo, defendió su gestión en la Procuración porque "el Código se aplica en los lugares dónde vive el 80% de los mendocinos y el otro 20%, sólo parcialmente".

Además, explicó que el sistema de oralidad en la Justicia viene siendo utilizado desde muchos puntos de vista y con varios elementos que el mismo impuso, por lo tanto, el propósito no es nuevo.

Reconoció que en el sistema judicial mendocino debería trabajarse más horas de las actuales, como ya vienen haciendo el Ministerio Público durante la tarde y la noche, en turnos rotativos. "Tienen que aprender en Tribunales, que la tarde también existe", afirmó, y consideró que muchos funcionarios del Poder Judicial se dedican a la docencia para estar actualizados en las nuevas teorías, pero descuidan las tareas destinadas a resolver bien y pronto los juicios pendientes.

Así encaró una de sus últimas presentaciones públicas, durante las "Jornadas de reflexión sobre las exigencias de oralidad en el proceso penal" que organizó el Ministerio de Seguridad para analizar junto con jueces y fiscales cómo deberían realizarse los cambios que empuja el Gobierno en esta materia. Por eso, en el Centro de Congresos y Exposiciones, junto con González estuvo presente quién será desde setiembre su sucesor, Alejando Gullé, el ministro del área Giani Vennier y varios fiscales especiales, como Claudia Ríos, Santiago Garay y Juan Manuel Bancalari.

Sobre Gullé, González tuvo sólo halagos, al decir que es "un hombre con mucha experiencia que podrá llevar muy bien la Procuración. Pueden haber cambios, pero deben destinarse recursos. Creo que al nuevo procurador se los van a dar, a mí no me los dieron nunca", insistió.

En cuanto a los planes para agilizar todo la gestión judicial, desde recibir un denuncia, hacer la investigación y hacer un juicio, González se mostró reservado en cuanto a las modificaciones que tendrá la función de los ayudantes fiscales, quienes podrán participar en las audiencias orales una vez que sea ley la reforma del Código Procesal Penal, porque "un ayudante fiscal tiene que estar para recibir las denuncias y para investigar, si le dan más funciones; no sé cómo resultará eso".

Atento a cada palabra que decía González, Gullé estuvo cerca de evitar a los medios, porque "ya he hablado mucho". Sin embargo, y sólo por ahora, porque promete que la comunicación de los fiscales y del Ministerio Público será sólo cuando sea necesario, indicó estar de acuerdo con varios de los conceptos de su antecesor. El primero de ellos, sobre la necesidad de lograr más recursos y que se trabajen más horas en todos los ámbitos del Poder Judicial.

"Yo he sido testigo de todos los pedidos que hizo González para aplicar el Código Procesal Penal, y así y todo se dio un salto cualitativo en estos años", indicó Gullé.

De todos modos, el flamante procurador explicó que el gobernador no le ha prometido nuevos recursos, sino todo su apoyo: "Haremos las cosas con los recursos que tenemos".

En cuanto a la especialización de las fiscalías, Gullé informó que los actuales fiscales especiales serán convocados para conversar con ellos sobre su perfil y de lo que ellos consideren sobre dónde deberían continuar trabajando. "Esto no es algo manu militari , sino que vamos a trabajar de acuerdo con sus trayectorias y sus perfiles", indicó.

Fuente:

Más Leídas