Mendoza Mendoza
miércoles 25 de mayo de 2016

Perfecto: un vino mendocino consiguió 100 puntos de la crítica

Es el Adrianna Vineyard Fortuna Terrae de Catena Zapata. Obtuvo el puntaje perfecto por parte de James Suckling. El creador de este Malbec es el reconocido enólogo Alejandro Vigil. Sólo dos vinos argentinos han logrado esta calificación.

Un vino mendocino consiguió 100 puntos en la crítica internacional. La máxima calificación posible que sólo consiguen en contadísimas oportunidades las bodegas que están en la élite mundial.

En este caso fue el Adrianna Vineyard Fortuna Terrae 2012 de la bodega Catena Zapata el que obtuvo el puntaje perfecto en el último informe sobre vinos argentinos que dio a conocer ayer el reconocido crítico de vinos James Suckling.

El artífice del logro es el enólogo jefe de la bodega, Alejandro Vigil, que se consolida como uno de los mejores profesionales del mundo vitivinícola.

Suckling es ex editor senior de Wine Spectator y actual editor del área de vinos de la revista de lujo Asian Tatler. Es uno de los pocos críticos internacionales que cada año visitan Argentina para catar vinos. En su última visita, probó más de 700 de las mejores etiquetas en el contexto de la elaboración de su informe 2016, cuyos resultados se publicaron on line en su web www.jamessuckling.com.

Es la segunda vez que un vino argentino –en este caso un Malbec– obtiene la máxima puntuación que dan los críticos. Suckling le otorgó ese puntaje al Viña Cobos Malbec 2011 el año pasado. Estos han sido los dos únicos exponentes que consiguieron posicionarse en la vidriera más valiosa, que automáticamente sube el prestigio de la etiqueta, de la bodega y de la región vitivinícola de la que procede, en este caso, de Gualtallary, en el Valle de Uco.

Modesto para mensurar sus logros, Vigil le dijo a Diario UNO que el resultado alcanzado "es fruto del trabajo en equipo que se hace en la bodega", resaltando especialmente el trabajo de Laura Catena, directora de la bodega y fundadora del Catena Institute of Wine.

"Espero que este sea el inicio de una lista de vinos que comenzarán a estar a este nivel", expresó optimista Vigil. "Se confirma que los vinos argentinos están entre los mejores y pueden competir con los mejores".

Vigil contó que se enteró del galardón ayer muy temprano por un mail en el que le avisaban cuáles habían sido los resultados de las puntuaciones que había efectuado uno de los más ponderados críticos de vinos del mundo.

Cómo lo define el creador
El Adrianna Vineyard Fortuna Terrae "es un vino equilibrado. Austero, con buena acidez, que da cierta idea de vino que ha tenido añejamiento. De gran intensidad aromática, perfil de frutas rojas, con media boca austera y gran longitud", describió Vigil.

Fortuna Terrae es un Malbec elaborado con uvas que provienen del viñedo Adrianna, que la bodega Catena Zapata posee en Gualtallary, en el Valle de Uco.

Es un vino que hace muy poco se comenzó a vender en Inglaterra y precisamente a partir de hoy se ofrece en el mercado asiático, en tanto que a fin de año recién comenzará a venderse en Argentina.

El precio de comercialización es de U$S140 dólares.

"Este vino ha sido fruto de la experimentación durante siete años en un viñedo muy pequeño. Este es el segundo año que elaboramos vinos con las uvas de ese viñedo; los años anteriores experimentamos hasta alcanzar el propósito de hacer el producto que estábamos buscando", contó Vigil, también mentor de Casa El Enemigo.

El gran juez de las cuatro copas de cristal
James Suckling es uno de los críticos de vinos más reconocidos del mundo. Con 35 años de carrera, el estadounidense es una de las personalidades más influyentes.

A fines de abril estuvo en la Argentina y cató más de 700 vinos para la elaboración del informe que finalmente se conoció ayer.

Vive en Hong Kong, pero recorre en forma continua todas las regiones vitivinícolas del mundo probando vinos y juzgando su calidad.

El especialista viaja con un maletín de cuero verde que contiene cuatro copas de cristal Lalique.

Siempre usa las mismas copas, por las cuales cada año pasan más de 9.000 vinos de todo el planeta.

James Suckling es uno de los críticos de vino más relevantes del mundo, ex editor senior de Wine Spectator y actual del área de vinos de la revista de lujo Asian Tatler

140 dólares es el precio internacional de mercado para la botella del Adrianna Vineyard Fortuna Terrae que se vende desde hace unos meses en Inglaterra. Desde hoy se podrá comprar en el mercado asiático. Desde fin de año se comenzará a comercializar en la Argentina.
Fuente:

Más Leídas