Mendoza Mendoza
lunes 27 de junio de 2016

Patota de policías federales, al banquillo de los acusados

Será parte del sexto juicio por delitos de lesa humanidad, que se realizará en octubre en los Tribunales de Ciudad. En las causas aparecen víctimas de crímenes ocurridos en el ex D2 y en el centro de detención Las Lajas

"Por traidor monto", le escribieron en el pecho, con brea, a Zenón Amadeo Sánchez Andía, un estudiante de periodismo que a los 30 años fue secuestrado y asesinado por una patota de la delegación mendocina de la Policía Federal en 1975. Ese crimen de lesa humanidad y otros tantos ocurridos en el ex D2 y en el centro clandestino de detención de Las Lajas forman parte de una megacausa que dará inicio al sexto juicio de Mendoza el 27 de octubre próximo. Entre los imputados, que superan la docena, figura el ex subsecretario de Seguridad de Celso Jaque Carlos Rico.

Amadeo Sánchez Andía había nacido en Perú, pero se radicó en la provincia en 1969 y poco después se decidió a estudiar en la Facultad de Ciencias Sociales y en la Escuela de Comunicación Colectiva.
El 29 de mayo de 1975 era uno de los pasajeros de un micro que chocó contra un camión en La Paz.
Para recuperarse de las lesiones fue internado en el hospital Regional de San Martín. Quienes revisaron su gamulán encontraron allí material de lectura del Partido Revolucionario de los Trabajadores (PTR) y eso marcó su destino. La Policía allanó su casa y, pese a que no encontró nada, una patota disfrazada con barbijos y guardapolvos lo secuestró del hospital mientras lo cuidaba su hermano.

El 6 de junio de 1975 apareció acribillado cerca del monumento de Canota, en Las Heras. Estaba desnudo, con lesiones de haber sido torturado y múltiples heridas de varios perdigones. Además de la leyenda que le escribieron en el pecho, también le pintaron una "T" en la frente y los labios.
Las pericias indicaron que lo habrían liberado y hecho correr. A unos 50 metros le dispararon varias veces y luego le dieron un balazo en un ojo a quemarropa.

Un arrepentido fue clave
"Entre las múltiples causas que se van a incluir en este sexto juicio están las que protagonizó un grupo de tareas de la Policía Federal. En esas investigaciones fueron fundamentales las declaraciones de un ex sub oficial de la Delegación Mendoza de la Policía Federal, Carmelo Cirrella Paredes, quien en el documental 7.746 Legajo Conadep, que realizó el periodista Rodrigo Sepúlveda, expresa que Rodolfo Cardello –otro de los federales– dijo que lo habían asesinado "porque era un correo" y denuncia los nombres de quienes intervinieron", recuerda el abogado Pablo Salinas, quien es querellante en la causa en representación de la familia de Sánchez Andía y del Movimiento Ecuménico de Derechos Humanos.

Según su testimonio, que se refleja en la querella, en ese crimen intervinieron Ricardo Alex (o Aleks), el Cordobés, el Turco, Rodolfo Cardello, alias Willy, y Marcelo León.

El ex suboficial arrepentido no sólo brindó detalles de este crimen sino que también en el mismo video precisa cómo ocurrió el asesinato de Víctor Romano Rivamar, en donde él supuestamente hizo el papel de chofer de la patota que lo secuestró.

"Lo que él cuenta quedó en el legajo y lo denunció en 1984. Recordó que estando en la delegación local de la Policía Federal, Rodolfo Willy Cardello se ufanaba de que habían sido ellos quienes mataron a Sánchez Andía. También dice que él manejaba el auto en el que fueron a secuestrar a Romano Rivamar –un primo del ex juez Otilio Romano–, en una casa de calle Ramírez al 2923, de la Cuarta Sección, en Ciudad. En ese caso, señaló como autor del crimen a Oscar Fenocchio y hasta reconoció el lugar en donde lo mataron", repasó Rodrigo Sepúlveda, el periodista y director del documental.

Carmelo Cirrella Paredes y Rodolfo Cardello ya fallecieron, por lo que en este caso se juzgará a Ricardo Alex y Marcelo León.

Además, entre los imputados figuran Carlos Faustino Álvarez, Osvaldo Armando Fernández, Alcides Paris Francisca, Paulino Enrique Furio, Rubén Darío González y Pablo José Gutiérrez.

A partir del 27 de octubre (actualmente hay dos juicios en curso, uno en los tribunales de Ciudad y otro en San Rafael), este megajuicio tendrá como escenario el Tribunal Oral Nº1 que preside el juez Alejandro Waldo Piña. El fiscal será Dante Vega y los querellantes, Pablo Salinas y Viviana Laura Beigel.
Fuente:

Más Leídas