Mendoza - Mendoza Mendoza
jueves 23 de junio de 2016

Para concientizar sobre el uso del agua llega el Acuabook

Está destinado a estudiantes de los niveles Secundario y Superior. Será digital y se usará sin conexión.

El cuidado del agua es fundamental para Mendoza y, poco a poco, van surgiendo nuevas ideas para la concientización sobre el tema. El Departamento General de Irrigación (DGI), impulsor del Acualibro, un manual destinado a alumnos de nivel primario, presenta ahora el Acuabook, con material interactivo digitalizado apuntando a los estudiantes de niveles Secundario y Superior.

El objetivo del DGI, cumpliendo además con la Ley de Ciudadanía del Agua, es generar contenidos, herramientas y motivación para que el saber sobre el agua sea desarrollado en las escuelas. La teoría es que, una vez en sus casas, sean los jóvenes quienes continúen el mensaje hacia sus padres y familiares.

La primera herramienta desarrollada por técnicos del DGI, siempre con la colaboración de la Dirección General de Escuelas (DGE), fue el Acualibro.

El manual se entrega desde 2013 a todos los cuartos grados de los colegios sean públicos o privados, ya que es el año en el que se desarrolla la geografía e historia de la provincia. Ya se repartieron más de 130 mil ejemplares.

Para continuar la apuesta que tuvo resultados positivos, Irrigación presentará mañana el Acuabook, que es en formato digital, interactivo y está destinado a los niveles de educación secundaria y superior.
El dato positivo es que puede utilizarse off line, es decir, que se puede descargar a la computadora e ingresar sin necesidad de tener conexión a internet. Por ese motivo, no es necesario crear un usuario ni contar con una clave para hacerlo funcionar.

"La idea es que se pueda trabajar así para las escuelas donde no tienen conexión o que, a pesar de tener internet, funciona lento por la cantidad de chicos conectados. Descargándolo se puede trabajar sin conexión", explicó Fabiana Álvarez, Coordinadora de Ciudadanía del Agua.

Para lo único que será necesario conectarse a internet es para completar las actualizaciones que eventualmente se apliquen desde el Departamento de Irrigación, pero únicamente en ese momento, ya que luego puede volver a usarse sin conexión.

El otro aspecto positivo es que es compatible con cualquier netbook, notebook o PC de escritorio, por lo que se podrá utilizar en cualquier laboratorio de informática de las escuelas sin inconvenientes. Además, es compatible con las computadoras del programa Conectar Igualdad.

Estará destinado a educación secundaria y superior dado que el nivel de contenidos es mucho más específico y técnico que el del Acualibro.

Para que sea posible una mayor profundización sobre los temas, Acuabook describe la realidad hídrica en contextos internacionales, de América Latina, de Argentina y, fundamentalmente, provinciales.
El material contiene fotos de Mendoza sacadas desde el organismo en distintos sitios u obras, donde los estudiantes pueden ver cómo se va distribuyendo el agua.

"El formato, que es amigable, invita a los jóvenes a querer interactuar e investigar, tiene glosario, videos, enlaces", continuó Álvarez.

Como todavía no fue presentado a los supervisores de educación secundaria no está disponible para ser descargado, pero sí estará a partir de la semana próxima. Además, desde el DGI se encargarán de distribuirlo en todas las escuelas a través de jornadas de capacitación que se realizarán en cada una de las cuencas.

Acuaderno, para niños de 4 y 5
La tercera herramienta está destinada al Nivel Inicial, para las salitas de 4 y 5 años. Consiste en un juego de mesa que se les entrega a los chicos, llamado Guardianes del Agua.

Luego de interactuar e incorporar los saberes y contenidos mínimos para su corta edad acerca del recurso hídrico, los niños utilizan un cuaderno viajero (Acuaderno) con la idea de que vaya de casa en casa para compartir la experiencia con los papás, creando consejos para cuidar el agua.

La idea es reflexionar en familia y luego compartirlo en la sala con el resto de los compañeritos, explicaron.

Una iniciativa que arrancó en 2013
El Acualibro fue el primer manual creado por el Departamento General de Irrigación (DGI), con la colaboración de la Dirección General de Escuelas (DGE), para generar contenidos que ayuden a la concientización acerca del cuidado del agua en Mendoza. Comenzó a repartirse en colegios públicos y privados en 2013 y va por su tercera edición. Aunque está destinado a alumnos de cuarto grado, el material es muy utilizado en otros cursos.

"Fue importante la creación porque nosotros carecíamos de contenido propio acerca del recurso hídrico de la provincia", explicó Fabiana Álvarez, coordinadora de Ciudadanía del Agua de Irrigación.

Actualmente, el Acualibro está digitalizado y subido tanto en la página del DGI como en el portal educativo. De todas formas, Álvarez aseguró que se seguirá repartiendo la edición 2016 impresa, en todos los colegios.

"Estamos finalizando la distribución, calculamos que al término de las vacaciones de invierno todas las escuelas lo tendrán. En algunos departamentos ya terminamos, calculamos que resta el 20%", informó.
Para un mejor uso del manual, el DGI capacitó desde su lanzamiento a más de 2.000 docentes de cuarto grado, brindándoles estrategias y actividades didácticas para realizar con los chicos.

El material de estudio y juego para que los estudiantes aprendan sobre distintos aspectos del recurso hídrico como su historia, usos y su relevancia para la provincia de Mendoza cuenta con ilustraciones de Chanti, y personajes como Justo, el Tomero; Nieves, la gota de agua y Cacique, el perro, que hacen más ameno el aprendizaje.

Tercera edición
La primera entrega fue hace 3 años. El Departamento General de Irrigación y la DGE comenzaron a repartirlos en ese año y ya llevan más de 130 mil ejemplares distribuidos en todas las escuelas públicas y privadas de Mendoza.

tap-aqualibro-2016-copiar.jpg


Fuente:

Más Leídas