Mendoza - Mendoza Mendoza
jueves 19 de mayo de 2016

Las Madres de Plaza de Mayo se van del Espacio de la Memoria

Consideran que el gobierno de Mendoza está implementando políticas en contra de los derechos humanos.

Mientras los organismos de derechos humanos de Mendoza dieron el faltazo, tras varios encontronazos con el Poder Ejecutivo, a la designación de Noelia Santino como la nueva directora del Espacio Provincial de la Memoria (EPM), nombrada por el gobierno de Alfredo Cornejo, las Madres de Plaza de Mayo de Mendoza confirmaron que se van del Espacio, tras considerar: "La política del Gobierno provincial y el nacional va en contra de las políticas de derechos humanos", afirmó a Diario UNO, Osiris Domínguez, referente de la agrupación.

La decisión de las Madres, sin embargo, no fue acompañada por ahora, por el resto de los organismos de derechos humanos, que continuarán siendo parte del Consejo que gobernará el EPM.

El Espacio Provincial de la Memoria es nada más y nada menos que el lugar donde funcionaron durante la última dictadura militar las mazmorras de tortura y la oficinas del D2, el ex centro ilegal de detención, tormentos, desapariciones e inteligencia de la Policía de Mendoza.

Para el mendocino de a pié, es el famoso Palacio Policial, de calle Belgrano, donde hoy en día se hace el trámite del certificado de buena conducta y funciona la policía, las fiscalías especiales y parte del Cuerpo Médico Forense.

Las Madres de Plaza de Mayo mendocinas pelearon durante los gobiernos de los peronistas Celso Jaque y Francisco Pérez, que el Palacio Policial se transformara en lo que hoy es la ESMA (Escuela de Mecánica de la Armada), un espacio para preservar la memoria de la brutal represión de la última mitad de la década del '70 y a la vez, un lugar desde el cual pudieran mantener activas las políticas de derechos humanos que demandan estos tiempos.

La decisión tomada por Madres de Plaza de Mayo se concretó la semana pasada cuando le comunicó al resto de los organismos de derechos humanos que componen el EPM que se harían a un lado.

Osiris Domínguez, hablando por las Madres, explicó: "Con el cambio de gobierno todo el proceso que se venía llevando a cabo por los organismos fue ninguneado por el gobernador Alfredo Cornejo".

Domínguez precisó: "El proyecto de ley para normalizar el EPM sigue cajoneado por el Gobierno en la Legislatura, la secretaría de Derechos Humanos de Mendoza fue bajada de categoría al rango de dirección, y la directora ahora designada para el Espacio no fue ni siquiera consensuada con los organismos, además de venir de la Secretaría de Cultura que no tiene nada que ver con lo nuestro".

Los chispazos descriptos por Osiris Domínguez son avalados en un todo por el resto de los organismos que integran el Consejo del EPM, pero lo que los diferencia al resto de las Madres es la decisión de continuar en el Espacio a pesar de todo.

Nino Bonoldi, representante de Familiares de Detenidos y Desaparecidos, detalló en diálogo con Diario UNO casi idénticos reparos al gobierno, como también le reprochó: "Todavía no hay un responsable del área de Derechos Humanos y el gobernador nunca nos dio audiencia desde que asumió a pesar que se la pedimos varias veces", algo que también recalcaron desde Madres.

No obstante, Bonoldi afirmó: "El Consejo está reunido, sigue funcionando, la nueva directora está designada y nos pondremos a trabajar".

Aclaró: "El EPM no depende de la Secretaría de Cultura porque es el Consejo el que lo gobierna".

Y remarcó: "Nos diremos en la cara todo lo que haga falta, pero lo más importante ahora es plantear seriamente una agenda para el Espacio por la Memoria".

Sin invitación
Con el mar de fondo que ya traía los primeros seis meses de relación distante y apática al parecer, entre el gobierno de Alfredo Cornejo y los organismos de Derechos Humanos, llegó el día en que se anunciaría al director del Espacio, que integra el Consejo del mismo y lo nombra el gobierno de Mendoza.

Pero según se quejaron desde los organismos el Poder Ejecutivo nunca los invitó formalmente a la designación de la nueva directora del Espacio.

Aseguran que apenas les enviaron un mensaje por whatsapp desde el teléfono de un funcionario de Cultura avisándoles de la designación, lo que concretó el faltazo final.

Sin director
La ex secretaría de Derechos Humanos que funcionó durante el gobierno anterior fue reducida a dirección y al día de hoy no tiene responsable designado para el área.

No quieren convivir con la policía
La presencia de las fuerzas policiales que aún siguen trabajando en el edificio de calle Belgrano es otro punto importante de conflicto con los organismos de derechos humanos.

Las Madres de Plaza de Mayo quisieron en un principio que todo el edificio se destinara al Espacio por a Memoria, pero después de mucho insistir, el gobierno anterior les cedió las celdas del D2 y algunos despachos.

Como contrapartida, el gobierno de Francisco Pérez aceptó retirar a la policía del edificio y cedérselo al Poder Judicial.

Las distintas divisiones de la Policía de Investigaciones, que históricamente revistaron allí, serían trasladadas a una nueva locación en la base Cóndor, camino al Challao, pero el nuevo edificio no está terminado.

Así, los organismos de derechos humanos hacen las reuniones del Espacio separados de los policías por una delgada pared de durlok, lo que consideran inadmisible para un lugar como el EPM.
Fuente:

Más Leídas