Mendoza - Mendoza Mendoza
miércoles 07 de septiembre de 2016

Las heladas causaron graves daños en los frutales ya florecidos

En San Carlos la temperatura llegó este martes cerca de los 9 grados bajo cero. En el Sur mendocino las pérdidas en las plantaciones de damasco, ciruela y durazno estiman son de casi 100%.

Las heladas que se registraron desde mediados de agosto hasta este miércoles sembraron la desazón en el sector productivo mendocino.

Las gélidas temperaturas generalizadas en Mendoza –en San Carlos superaron los 8 grados bajo cero– más la reiteración del fenómeno y en particular la cantidad de horas de frío intenso dejaron sin chances a los frutales que estaban en plena floración y las pérdidas en plantaciones como damasco, durazno y ciruela rozan el 100%. Al menos eso afirman los expertos.

Una situación similar se vivió en 2013, cuando las heladas acabaron con la producción de 70.000 hectáreas en toda Mendoza.

En lo inmediato, las gestiones que parten desde el ámbito municipal en materia de asistencia agrícola están enfocadas en lograr que el Ministerio de Economía modifique la fecha de inicio de cobertura del Fondo Solidario Agrícola para el 1 de setiembre, algo que originalmente estaba previsto para el 10 de este mes.

En Alvear y también San Rafael solo en la madrugada de ayer el termómetro descendió por debajo de los -2°, que es cuando comienza a ser crítica la temperatura para los frutales florecidos.

El Valle de Uco no escapó al fenómeno climático y también tuvo una mañana helada. El caso más extremo se presentó en San Carlos, donde el termómetro quedó blanco tras marcar -8,9° en algunas áreas.

"Tuvimos otra jornada difícil y ya es como la séptima de temperaturas muy bajas y los daños son considerables. El damasco se llevó casi el 100%, ciruela queda muy poca y si hablamos de durazno la producción ha quedado diezmada y todavía quedan 40 días por delante de heladas; realmente será un año difícil el que tenemos por delante", dijo Raúl Martínez, director de Agricultura de la Comuna alvearense.

El problema comenzó con el veranito anticipado que se registró los primeros días de agosto, que adelantó la floración entre 15 y 20 días.

"Las plantan acumulan las horas de frío necesarias antes de tiempo, estamos hablando de temperaturas por debajo de los -7°, y esos días cálidos a principios del mes pasado fueron suficientes para iniciar el proceso de floración", explicó resumidamente Alberto Larrégola, presidente de la Cámara de Comercio, quien además es ingeniero agrónomo.

Por el momento la única esperanza que queda es apostar a la vid, que aún no comenzó el proceso de floración, y la pera, que está en la etapa inicial. También están lo que ya piensan en verduras y hortalizas para paliar tibiamente la crisis.

Durante tres noches seguidas
El peligro que podía acarrear una floración tan anticipada era evidente y en el caso de Alvear llevó a que el Municipio y la Dirección de Contingencias Climáticas de Mendoza iniciaran el sistema de alerta y prevención de heladas a mediados de agosto, al menos dos semanas antes de lo habitual.

Y el temor se volvió realidad. En la madrugada del domingo 21 se produjo el primer golpe duro a la producción. Hubo temperaturas de entre 5 y 6 grados bajo cero y desde ese día las heladas se hicieron cada vez más comunes hasta llegar al extremo de que en los últimos tres días heló todas las noches.

"Si a los bajos precios y la incertidumbre económica que hay actualmente le sumamos el alto costo de la defensa activa, es totalmente imposible costearlo para el productor", comentó Carlos Achetoni, director de la Federación Agraria Argentina.

Pedido
El 10 de este mes era el punto del partida para la cobertura que brinda el seguro agrícola para la temporada 2016-17. Pero ante la realidad que atraviesa la producción, la petición es que el Fondo Solidario contemple la cobertura desde el 1 de setiembre.
Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas