Mendoza - DGE DGE
domingo 05 de junio de 2016

La Dirección General de Escuelas quiere infundir pasión por el 9 de Julio

No será obligatorio el acto ese mismo día. Los colegios podrán festejar el Bicentenario el viernes 8 y quedarán eximidos los que integren celebraciones municipales.

"Queremos que los chicos lleguen apasionados al 9 de Julio y nadie se apasiona por lo que no conoce", dice la directora de Planificación y Calidad Educativa, María Julia Amadeo, para resumir el objetivo final que tiene todo el trabajo planteado a las escuelas durante junio con el material didáctico "200 años de la Declaración de la Independencia. Una mirada cuyana".

En él se recorren los principales hechos de la celebración patria desde el punto de vista mendocino, ensamblando varias materias y pidiendo que se traduzcan todas las actividades especiales en una producción que "enorgullezca a los chicos", desde primer grado de la primaria a quinto año del secundario.

Pero despertar pasiones, involucrando a los alumnos en el Bicentenario para que se apropien de esta fecha y la tomen como una de las vivencias más significativas del paso por el colegio, no es sencillo.

Ahora, si el trabajo de los docentes, con este material propuesto por la DGE o con los que cada colegio desarrolle por su cuenta, logra hacerles sentir a los alumnos que el "acto escolar les pertenece", será el antídoto perfecto ante la amenaza cierta de un faltazo generalizado el sábado 9 de julio, en pleno inicio de vacaciones de invierno y con la antesala de un feriado puente el viernes 8, más allá de que se compute la ausencia al festejo escolar como si se faltara a un día normal de clases.

En este sentido, la DGE tomó nota de la necesidad de seducir a los chicos y a los padres para que quieran participar del Bicentenario, basándose en las emociones, tal cual lo explica Amadeo: "Algo que se aprende desde la pedagogía de las pasiones, es algo que se aprenderá con otra mirada e interés".

Además, se rescata el aporte mendocino a todo el proceso que llevó a la declaración de la Independencia, lo que sirve para construir la identidad de Mendoza.

Por otra parte, cuando se decidió el calendario escolar, en enero, no se tuvo en cuenta que los municipios también harían sus festejos. Por eso esta semana habrá una nueva resolución de la DGE con la se flexibiliza la fecha de realización del acto, al permitir que sea el viernes 8 de julio.

"En los actos centrales, van a participar escuelas que sean invitadas por la Provincia y paralelamente habrá municipios que harán lo mismo, especialmente en lugares más alejados. Estamos por sacar una resolución que da lugar a lo siguiente: queremos hacer prevalecer que el Bicentenario sea una celebración patriótica y recuperar algo que pasaba hace muchos años, que era festejar el día que correspondía a la fecha, pero para darles a las escuelas un poco de flexibilidad, se les permitirá hacer los festejos el día 8 de julio. Además, queríamos que se pusiera en valor la fecha emblemática y que todo convergiera ese día, pero entendemos que los municipios harán sus festejos y las escuelas que participen en ellos, quedan eximidas de hacer un acto el 8 de julio", indicó Eduardo Andrades, coordinador de Programas Interinstitucionales de la DGE.

Camino a la pasión
El documento de casi 600 páginas preparado para que los docentes puedan revalorizar la mirada mendocina del 9 de Julio, con un San Martín gobernador y próximo a partir con su ejército hacia la campaña libertadora, tiene varios tips para conseguir que los chicos se entusiasmen con el proyecto y deseen participar en él. Uno de ellos es que todos los productos que se realicen en conmemoración del Bicentenario serán partícipes de ferias de ciencias departamentales y provinciales, para que luego el equipo que sea distinguido viaje a Buenos Aires a la feria de ciencias nacional, donde habrá un stand para Mendoza y los chicos le contaran al resto cómo fue vivida en la provincia la Independencia.

El segundo paso se dará el 8 de agosto, con una nueva celebración entre los 18 municipios, que también está coordinando la DGE. Es que ese día de hace 200 años, en la provincia hubo un gran festejo popular porque la noticia de la Independencia llegó a finales de julio y luego de varios días de preparativos, el pueblo se reunió el 8 de agosto de 1816 en la plaza, hoy conocida como Área Fundacional.

Entonces, todos los trabajos seleccionados por las escuelas, fotos de alguna performance, elementos propios de esta época, canciones y deseos para los adolescentes del futuro serán colocados en una cápsula del tiempo para que en el tricentenario de la Independencia, la comunidad sepa cómo fue recordado el Bicentenario.

Esta cápsula será colocada en un lugar emblemático de cada municipio para resguardarla del paso del tiempo y que no termine perdida bajo una obra vial o inmueble.

cuadro.jpg

La pedagogía de las pasiones, en el marco de la neuroeducación
Actualmente, el Gobierno nacional está pensando, junto con las provincias, los objetivos para el Plan Argentina Enseña y Aprende 2016-2019.

Dentro de las innovaciones didácticas, se está tomando lo que se conoce como la pedagogía de las pasiones, en el marco del modelo de las neurociencias, en este caso, la neuroeducación. El objetivo es utilizar las emociones en la enseñanza, porque se sabe que con ellas los aprendizajes se asimilan de una forma particular. Además, en el trabajo que hizo la DGE para el Bicentenario de la Independencia, la idea central es contar esta parte de la historia argentina desde el punto de vista de los mendocinos y el rol de San Martín.

opinan-1.jpg

opinan-2.jpg

Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas