Mendoza Mendoza
domingo 07 de septiembre de 2014

Investigan a una banda de “abrevalijas” local con conexión en el aeropuerto porteño

Hace 9 días en El Plumerillo a un pasajero le robaron $70.000 y se detuvo a un maletero que escondía $20.000. Creen que alguien de Aeroparque le marcó la maleta que tenía dinero

Rosana Villegas
villegas.rosana@diariouno.net.ar

El avión aterriza en el Aeropuerto local, se abren las puertas y los pasajeros descienden. Mientras ellos ingresan a la aeroestación y sus bolsos de mano son controlados por el escáner, sus valijas serán sacadas manualmente de la bodega del avión por un par de maleteros y otros recibirán los bultos para cargarlos al carrito que los llevará a la cinta en la que se los entregan a sus dueños. Ese tramo del circuito es el único que no tiene cámaras. En ese lugar desaparecieron el viernes 29 de agosto $70.000, y más tarde se detuvo a un maletero que tenía $20.000 entre las medias. Ahora investigan si el “abrevalijas” mendocino –quedará libre esta semana– actuó en complicidad con otro empleado del aeropuerto de Buenos Aires, de donde partió la víctima del robo. Según la ONG Protectora, el año pasado recibieron 15 denuncias de robos de valijas en nuestro Aeropuerto.

Actualmente en El Plumerillo existen dos empresas estatales que son las encargadas de trasladar el equipaje del avión: Aerohandling, que tiene a su cargo el control de los vuelos de Aerolíneas y Austral, e Intercargo, que presta sus servicios a LAN y otras empresas internacionales.

El viernes pasado un pasajero salió de Buenos Aires en un vuelo de Aerolíneas Argentinas y a media mañana ya estaba aterrizando en Mendoza. Según dijo, apenas recibió su valija de la cinta tomó un taxi y llegó a un hotel céntrico. Allí comenzó su odisea. Al abrir la valija comprobó que sólo había $10.000 de los $80.000 que había colocado. El único momento en que había perdido de vista su valija fue durante el viaje, por lo que regresó al Aeropuerto en el acto, se contactó con personal de Policía de Seguridad Aeroportuaria y contó lo sucedido.

En el momento se montó un operativo que incluyó separar a todo el personal de maleteros de la mañana y mientras se los revisaba a ellos, también se allanaban los lockers en los que guardan sus pertenencias. Así fue que a un hombre de 34 años, empleado de Aerohandling, le detectaron $20.000 debajo de las medias. Él quedó detenido por hurto agravado, una figura penal que es excarcelable.
“Se dice que fueron directo a él porque siempre que él estaba de turno había quejas de rotura de valijas, de candados o de cierres”, confió un empleado del Aeropuerto, el único que rompió el silencio reinante en el caso.
Más allá de la detención y el secuestro de una parte del dinero –el faltante de $50.000 aún no aparece– lo que desvela a los investigadores es saber cómo hizo este maletero para saber en qué maleta, de todas las que había en la bodega del avión, estaba el dinero.

“El que puede saber qué contiene la maleta es el que trabaja en el escáner con el que se controla que no se trasladen explosivos o cosas prohibidas. En la imagen del escáner no se ve nítidamente el contenido, pero sí las formas. No podés saber si son pesos o dólares, pero sí se puede interpretar que son fajos de dinero”, aseguró un policía de Seguridad Aeroportuaria, que rogó se reservara su identidad.
Con ese dato, la hipótesis más fuerte de los pesquisas es que el maletero detenido haya actuado en complicidad con otro empleado del aeropuerto de Buenos Aires, quien le marcó puntualmente la valija en la que viajaba el dinero. De confirmarse esta suposición los investigadores tendrían ante sí una banda interprovincial, con ideólogos porteños y obreros mendocinos, que más tarde repartirían “lo recaudado”. En abril se detuvo a 6 “abrevalijas” en el Aeropuerto metropolitano.

Quince denuncias

El robo detectado en el aeropuerto internacional El Plumerillo destapó una situación que parece más habitual de lo imaginado en este Aeropuerto. “Es una situación que se tapa mucho, pero ocurre más seguido de lo que se sabe. Sólo el año pasado nosotros recibimos 15 denuncias de robos, que seguramente no fueron todos las que ocurrieron. Lo que pasa es que mucha gente no denuncia porque en las aerolíneas lo complican diciendo que como el robo ocurrió en un aeropuerto, eso es territorio federal y tiene que denunciarlo en la Justicia federal y además piden presentar facturas de todo lo que le robaron para el resarcimiento económico”, contó Mario Vadillo, titular de la ONG Protectora.

El abogado, que ya derivó varias denuncias a la Dirección de Defensa del Consumidor, contó que él mismo fue víctima de la “mafiosa maniobra del robo”: “Había viajado con mi familia a Estados Unidos y allá compré unos palos de golf. Cuando regresamos la única maleta que desapareció era la mía con los palos. Es evidente que alguien que ve el contenido avisa, y acá la desaparecen. Era la segunda vez que me ocurría, y como amenacé con demandarlos, inexplicablemente apareció”, recordó.
Para denuncias: Defensa del Consumidor 0800-222-6678.

Fuente:

Más Leídas