Mendoza Mendoza
lunes 27 de junio de 2016

En Tunuyán, volvió la figura del conductor designado

Lo implementó con éxito un boliche que el sábado les dio bebidas sin alcohol a 220 jóvenes. El 90% de los controles de alcoholemia dio negativo. Trabajaron, además, la Comuna y la Policía Vial

Divertirse sin poner en riesgo su vida y la de sus amigos fue la decisión de 220 jóvenes que el sábado fueron a bailar a uno de los locales más convocantes del Valle de Uco y que aceptaron portar el precinto que los identificó como el conductor designado, figura establecida por ley en Mendoza desde fines de 2013, pero que hoy no se promueve desde el ámbito de la diversión nocturna. Que no ingirieran bebidas alcohólicas si iban a manejar y que esto se comprobara mediante un control de alcoholemia a la salida del local fue el propósito de una fiesta con buenos resultados.

"Tuvimos aceptación de la gente. Ya venían sabiendo que iban a tener un conductor designado y los elegidos tuvieron buena predisposición para que se les diera la pulsera. Por lo que pudimos saber, pasaron con éxito los controles de alcoholemia a la salida", comentó Emanuel Pérez, uno de los dueños de BDB, el local bailable ubicado en ruta 92 de Vista Flores que, esponsoreado por una reconocida cervecería nacional, decidió organizar la "Fiesta del conductor asignado", buscando que se instaure como premisa para todos los fines de semana.

La modalidad que implementaron se basó en aprovechar la llegada de la gente a la playa de estacionamiento para consultarles por el conductor designado, a quienes se les dio una pulsera y tickets con distintos beneficios. Entre ellos, podían acceder a consumiciones sin alcohol, como agua o gaseosas, sin cargo durante toda la noche. A la salida, la mayoría fue expuesto a un control de alcoholemia, que si resultaba negativo –con menos de 0,5% de alcohol en sangre– lo premiaba con llaveros, gorras, calcos y una entrada gratis para el fin de semana siguiente. En el caso de los positivos, el boliche había dispuesto de una movilidad para trasladarlos al centro de Tunuyán y le pedía a la policía que interviniera, según lo que corresponde en actuaciones viales.

Para que pudieran llevarlo adelante, trabajaron la Policía Vial y también con la Comuna, que les facilitó personal del cuerpo de preventores que acompañaron el accionar de los uniformados.

En el operativo del sábado y la madrugada de ayer, se hicieron 49 controles de alcoholemia, de los cuales resultaron positivos sólo 4. Por distintas infracciones, se labraron 78 actas, se retuvieron 14 licencias de conducir, dos motocicletas y un automóvil.
"La inseguridad vial es un problema que tenemos que atacar entre todos. Estamos siempre abocados a ver cómo darle fin al flagelo que estamos sufriendo con tantos accidentes trágicos", agregó el comisario José Luis Puga, celebrando la iniciativa de los privados y resaltando que la cápsula de seguridad que montaron también con Gendarmería dio buenos resultados.

Detectar la presencia de menores en los locales bailables fue otro de los puntos a los que apuntaron con inspecciones que se repetirán, luego, en Tupungato y San Carlos.
Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas