Mendoza - Alfredo Cornejo Alfredo Cornejo
jueves 03 de marzo de 2016

El fuego cruzado entre Alfredo Cornejo y el presidente de la Suprema Corte

Pedro Llorente hizo una autocrítica sobre el funcionamiento judicial y reclamó más recursos. El gobernador de Mendoza respondió que los problemas de la Justicia se arreglan con gestión y no con más fondos.

Muy movido fue el comienzo del año judicial en Mendoza, entre los bailes de las nietas del presidente de la Suprema Corte de Justicia, Pedro Llorente, y el fuego cruzado entre este y el gobernador Alfredo Cornejo. El motivo de los desencuentros giró en torno a la lentitud y sobredemanda del Poder Judicial, por un lado, y la escasez de presupuesto provincial, por otro.

Llorente hizo una autocrítica sobre la falta de resolución de conflictos judiciales en tiempo y forma, pero al mismo tiempo involucró al Poder Ejecutivo en los errores del sistema judicial local, "por no proveer de fondos acordes con los requerimientos sociales". Por su parte, Cornejo aceptó que la falta presupuesto es un obstáculo para resolver situaciones, aunque dijo que "igualmente se puede mejorar y optimizar los recursos existentes en esta área del Estado, que son muchos".

En este tono de "amable tensión", se iniciaron las actividades judiciales de 2016.
Sinceridad judicial
El discurso de Llorente comenzó con una dura autocrítica: "No estamos actuando con la rapidez de los requerimientos de la población". Pero inmediatamente compartió la culpa con el Poder Ejecutivo. "Hace diez años que el presupuesto de la Corte representa el 4% del total de la pauta provincial".

Esto, aseguró el funcionario, "es el motivo por el cual el Poder Judicial no se encuentra a la altura de las circunstancias ni puede dar respuestas a las demandas de los mendocinos, que son muchísimas".

"Mendoza es uno de los sitios con mayor grado de litigiosidad del mundo, con un caso judicial cada cuatro habitantes", subrayó el presidente de la Corte. En el mismo sentido, dijo que en 2015 ingresaron 500.000 expedientes, y que en los últimos años las causas han ido in crescendo. En el fuero penal, las causas han aumentado el 37%; en el civil, 18%; en trabajo, 17%; tributario, 11%, y de menores, 5%. En promedio, los casos judiciales han aumentado 20%.

También defendió a la justicia local diciendo que "no es verdad que sea una isla ni tampoco que esté alejada de la gente. Sin embargo, los problemas son más que las soluciones y falta dinero para agilizar los sistemas informáticos y para implementar en toda la provincia el Código Procesal Penal. La oralidad de los procesos es urgente, y también para esto hace falta inyectar dinero al sistema".

Por otra parte, sugirió que falta coordinar decisiones políticas con el Poder Ejecutivo y el Legislativo, porque trabajar en consonancia se hace fundamental.
Mejorar con lo mínimo
Por su parte, y muy tranquilo luego de haber escuchado las demandas de Llorente, Cornejo aseguró que entendía los planteos de este supremo y que compartía los desafíos. Dijo que él se ve obligado a mejorar la salud, la seguridad y la educación de la población sin mayores recursos, como Llorente debe optimizar el funcionamiento de la Justicia local con el mismo presupuesto otorgado hasta ahora.

Agregó que "no se le estaba dando ni más ni menos que durante los gobiernos anteriores, y que mientras Mendoza se encontrara tan comprometida en lo económico, no se va a poder aumentar la pauta para el Poder Judicial".

"De todas maneras, podemos hacerlo bien. Yo me hago responsable de mejorar el servicio de salud, de educación y de seguridad. Corresponde a la Corte hacer lo propio con la Justicia".

"Hoy el gasto del Estado no va acorde a la calidad del servicio. Hemos hecho un Estado con mucho gasto público, pero débil", reflexionó el gobernador.

Aseveró que es necesario mejorar los recursos humanos del área judicial, debido a la cantidad de empleados con la que cuenta.

"Hay que mejorar el rendimiento porque todos sabemos que existen bolsones de improductividad que hay que optimizar. Los problemas no se arreglan con más recursos, sino con mejor gestión", aseveró el mandatario.

"Si tenemos la vocación de modernizar el Poder Judicial y mejorar la gestión y administración del mismo, cuenten conmigo para eso", reafirmó Alfredo Cornejo.

Por otra parte, dijo coincidir con la agenda brindada por el presidente de la Suprema Corte sobre las prioridades del sistema, aunque aseguró que implementar el Código Procesal Penal tal cual está no es conveniente, aunque sí lo es modificarlo para colocarlo a la altura de las actuales circunstancias.

"Estamos convencidos de que tiene que reformarse, el actual no ha cumplido con las expectativas. No es de ninguna manera responsabilidad del procurador que no funcione, debemos revisarlo, modificarlo e incorporar su modernización", señaló.
Fuente:

Más Leídas