Mendoza - Córdoba Córdoba
jueves 10 de marzo de 2016

El aeropuerto de Mendoza y el "autobomba-gate": seguirá con refuerzo local

Aunque llegó una autobomba convencional de Córdoba, necesitará apoyo de bomberos de Mendoza para que los vuelos puedan operar.

Una autobomba convencional para capear el temporal era lo que había a mano y lo que llegó de Córdoba, este miércoles por la tarde al aeropuerto El Plumerillo de Mendoza, después de la crisis que se vivió por la mañana, cuando amaneció con las pantallas en rojo, con todos los vuelos cancelados, como si se tratara de un film con desenlace apocalíptico.

La causa de la desastrosa media jornada que plantó a cientos de pasajeros fue el agotamiento de las baterías de las dos supermodernas autobombas Phanter 4x4, fabricadas específicamente por la firma Rossenbauer, para combatir accidentes aéreos.

Pasado el mediodía y de a poco, los vuelos comenzaron a despegar, tras reorganizar todas las cancelaciones de la mañana.

Para este jueves se esperaba que El Plumerillo recuperara su rutina. "Ya está superado y las aerolíneas van a operar con normalidad ", adelantó a Diario UNO el jefe de la ANAC en Mendoza (Administración Nacional de Aviación Civil) y máxima autoridad del aeropuerto, Alejandro Barrionuevo.

Tal convicción obedeció a que este miércoles bien entrada la tarde, arribó a Mendoza la autobomba de reemplazo: una Ford 7000.

"Es una autobomba que pertenece a la regional de la ANAC en Córdoba, acaba de llegar y la estamos alistando. Esperamos tenerla operativa. Vamos a trabajar con esta y con el apoyo de otros cuerpos de bomberos de la provincia", precisó Barrionuevo.

Y la razón de que la colaboración local continuará, es que la autobomba Ford 7000, es un camión de bomberos urbano normal, con satisfactoria prestación, pero que no iguala al servicio que pueden prestar las dos Phanter que se quedaron sin batería.

El alistamiento que le puedan anexar en el Plumerillo, quizá logre compensar la ausencia de las dos máquinas que están paradas cuya recuperación aun no tiene fecha.

Lo ocurrido ayer en El Plumerillo no tiene precedentes y dejó al desnudo la gestión aeroportuaria.

El delegado de ATE en la ANAC, Diego Vera, reveló ayer por la mañana que a uno de los Phanter se le había agotado la batería hacía 10 días quedando fuera de servicio y que lo mismo había ocurrido con el restante, el martes por la tarde, sin que se hubieran conseguido los repuestos.

Como si fuera poco, el camión de refuerzo que vino a combatir la emergencia fue enviado de más de 500 kiómetros, pero por tierra.

Sin servicio de seguridad contra incendio, el protocolo prohíbe a las aerolíneas despegar y ese fue el motivo para que las empresas dejaron sus aviones en tierra.

Mendocinos que partían de vacaciones, turistas que habían venido a ver la Fiesta Nacional de la Vendimia y los habituales viajeros a Buenos Aires, soportaron resignados, largas colas y una tediosa espera.

"Las dos autobombas tuvieron un fallo en las baterías que no son fáciles de conseguir en el mercado. Apenas tuvimos el problema tramitamos su reposición", concluyó Barrionuevo.

-No descartan el cierre por obras. Antes de que finalice el año está previso hacer a nuevo la pista de El Plumerillo. El jefe de la ANAC no descartó ni confirmó que esto obligue al cierre del aeropuerto por tres meses.
Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas