Mendoza - DGE DGE
viernes 14 de octubre de 2016

Aprender 2016: la evaluación educativa abrió un nuevo frente de conflicto entre la DGE y el SUTE

Mientras el Gobierno defiende que la prueba se haga estandarizada para los 51.851 alumnos mendocinos que participarán, el SUTE se manifiesta en contra de ese mecanismo.

En Mendoza el martes serán evaluados 51.851 alumnos tanto de primaria como de secundaria por el operativo Aprender 2016, una prueba de calidad educativa que se realizará en escuelas estatales y privadas de todo el país. La modalidad estandarizada del test ha generado polémica, sobre todo entre los sindicatos de trabajadores de la educación y los gobiernos.

Mendoza no ha estado exenta de esta discusión. Por esto, mientras Adrián Mateluna, secretario general del SUTE, convocaba a una conferencia de prensa en la que pedía puntualmente a los educadores no participar en la prueba, el titular de la DGE, Jaime Correas, criticaba al gremio: "Lo que dice Mateluna es una gran mentira, lo único que hace es meterles miedo a los docentes y anunciar catástrofes que nunca se cumplen. Quieren esconder los resultados porque los resultados no son buenos para ellos".

Por otra parte, la directora de Evaluación del Ministerio de Educación y Deportes de la Nación, Elena Duro, advirtió de que el examen estandarizado es sin duda "un recorte de la realidad, pero un recorte necesario" y se dirigió personalmente a los docentes para llevarles tranquilidad, puesto que los resultados de las pruebas no serán difundidos a modo de ranking y sin contextualizar.

La evaluación, entonces, está en marcha y los resultados se darán a conocer durante los primeros días de marzo.

Las advertencias de que esta prueba puede perjudicar tanto a docentes como a alumnos vinieron del secretario general del SUTE. El representante sindical dijo que "instamos a los docentes a que no participen en el operativo Aprender 2016. Una verdadera evaluación debe servir para construir una educación pública de calidad y no este mamarracho que termina siendo una gran mentira, que esconde lo que realmente viene a hacer este gobierno neoliberal: bajar salarios, cerrar secciones y a excluir estudiantes". Esto porque, asegura el sindicalista, lo que el Gobierno quiere es manejar el sistema escolar como una empresa, y por ello busca instaurar un ítem de productividad. "Se olvidan que la escuela tiene un alto componente social que con estas evaluaciones no se tiene en cuenta", agregó Mateluna.

Para concluir, el dirigente recalcó: "Se viene un ajuste en educación, en salarios, como ya lo dije. No han invertido nada en infraestructura, nada en formación, y vienen a hacer este tipo de evaluaciones para justificar los recortes que van a realizar".

Por su parte, el director de Escuelas aseguró que los argumentos del sindicalista son falsos. "Obvio que está mintiendo, lo único que ha hecho desde un principio es anunciar catástrofes que nunca suceden y meterles miedo a los docentes", sentenció Jaime Correas, y agregó que "es un disparate más de este gremialista que los resultados de las pruebas van a ser un justificativo para recortar dinero para educación".

Y defendió los datos que arrojan este tipo de evaluaciones estandarizadas. "Son las mismas que se han utilizado desde hace años. Los datos sirven para evaluar dónde estamos parados y tomar decisiones. No para recortar dinero, sino para saber qué áreas fortalecer".

"Toda prueba es un recorte de la realidad"
Durante la emisión del programa Primeras voces, por radio Nihuil, la directora de Evaluación de la Nación explicó que si bien la evaluación estandarizada es un recorte de la realidad, es necesaria y servirá para saber cuál será el camino a seguir.

Para despejar algunas dudas que se han planteado tanto de padres como de docentes, Elena Duro explicó: "Hay una serie de capacidades y contenidos que todos los chicos del país, sea donde sea que habiten, tienen que aprender. Esta evaluación se complementa con un cuestionario de contexto que se fortaleció mucho, que vamos a poder obtener muchas más miradas de los chicos, docentes y directivos, que justamente complementa lo anterior: el territorio y el contexto en los que los chicos y su escuela están". También reiteró que los resultados no se publicarán a modo de ranking ni para estigmatizar a los docentes ni recortar dinero a la educación.
Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas