Mendoza Mendoza
miércoles 09 de marzo de 2016

Al intendente de Santa Rosa lo comprometen "500 cheques sin fondos"

Una de las acusaciones que pesan sobre Sergio Salgado es que muchos fueron librados sin una justificación.

"Estamos convencidos de que no se trató de desprolijidades, sino que se ha cometido un delito". La frase le pertenece a la concejala Débora Quiroga (UCR), al ser consultada por Diario UNO sobre la investigación de las 12 acusaciones que pesan sobre el intendente de Santa Rosa, Sergio Salgado.

La comisión investigadora, formada por el Concejo Deliberante, está avanzando muy fuertemente hacia el dictamen, según informó la edil opositora, aunque sostuvo que no hay fecha aún para dar por concluida la tarea.

Entre esas 12 denuncias, la más grave y sobre la que también está más avanzada la investigación, tanto en el Concejo como en la Fiscalía de Delitos Complejos de Santiago Garay, es la de haber librado cheques sin fondos: "Son cerca de 500", indicó ayer Quiroga, sin dar mayores detalles.

En la investigación de esta acusación, se descubrieron varios elementos que comprometen al Ejecutivo. Muchos de ellos fueron librados sin formar un expediente que justifique los pagos y esto quedó probado después del allanamiento que efectuó en la comuna el fiscal Garay.

También hay beneficiarios de esos cheques que parecen injustificables, como el de un usurero. Otros están librados al portador.

Algunos de los cheques sin fondo aparecieron en Buenos Aires y en Salta. "En Salta, se trató de comprar una camioneta con algunos de esos cheques", indicó la edil.

Pero también se detectó que, en muchos casos, los beneficiarios de los pagos se repiten. "Figuran los mismos empresarios en muchos de ellos", contaron en el Concejo.

Por ejemplo, se detectó que la misma empresa que facturó $4.500.000 para realizar el Festival de la Cueca y el Damasco el año pasado es la que recibió pagos para poner publicidad de la comuna en el auto de Turismo Nacional que conducía Mariano Pernía. La misma empresa es la que figura como la que paga a los obreros que levantan cinco cabañas en el predio industrial de Santa Rosa, obra de la que se desconoce quién es el titular y que no pasó por el cuerpo deliberativo para ser aprobada.

Además, hay pagos por obra pública por montos muy difíciles de justificar. Un caso es el pago de $1.800.000 por construir un monumento (bastante simple, por cierto) en el ingreso a la villa cabecera de Santa Rosa y que fue ejecutado por una empresa, cuyo titular es un funcionario comunal, que tiene como socios a dos empleados de la municipalidad. "Es muy llamativo que aparezcan muchas veces los mismos beneficiados", remarcó Quiroga.

La investigación judicial y la que lleva el Concejo han generado una fractura dentro del mismo Ejecutivo, especialmente entre el intendente Salgado y Franco Ojeda, director de Hacienda de la comuna.

La concejala Quiroga, integrante de la comisión, dijo: "Estamos convencidos de que los delitos existen y hay pruebas a la vista, muy evidentes", y agregó: "Los funcionarios que hagan lo que quieran, que respondan como quieran y como puedan. En los 12 puntos denunciados hay mérito para seguir con el proceso".

Si ese proceso evoluciona como hasta ahora, la suerte del intendente está echada. Primero llegará la suspensión y después, la destitución. Pero lo más grave puede llegar de la Justicia penal, si es que esta sigue el mismo camino que los ediles santarrosinos.

"Estamos convencidos de que los delitos existen y hay pruebas a la vista, muy evidentes... En los 12 puntos denunciados hay mérito para seguir con el proceso" (Débora Quiroga, edil de la UCR).
Fuente:

Más Leídas