espectaculos espectaculos
viernes 13 de enero de 2017

Mariano Martínez: "La gente pide que no se la subestime como público"

Mariano Martínez interpretará a un ex policía devenido en trabajador del negocio de la construcción en "ADDA, Amar después de amar"

Mariano Martínez interpretará a un ex policía devenido en trabajador del negocio de la construcción en "ADDA, Amar después de amar", la nueva puesta de Telefé que desembarcará en la pantalla chica el lunes 23 en el prime time y que se presenta como "una novela adulta y diferente", según expresó el actor.

La tira en la que el ex sacerdote de "Esperanza mía" comparte el rol protagónico con Eleonora Wexler, Isabel Macedo y Federico Amador, relata el fuerte vínculo entre dos parejas que aparece como disparador de un amor prohibido, capaz de dejar al descubierto una pasada y secreta relación entre dos amantes.

"Es una novela adulta de dos parejas de amigos que se conocieron a través de sus hijos adolescentes. El punto de partida es un accidente que revela que dos de ellos eran amantes. Ahí empieza la historia", anticipó el actor, en entrevista con Télam, sobre la ficción que ocupará la pantalla de Telefé de lunes a jueves, a las 22 y que se registra como su vigesimo primer trabajo en televisión.

"Si bien tiene los condimentos para ser un culebrón y una novela de amor, es diferente. Que no sea un melodrama típico y que se cuente en dos tiempos, son algunas de las razones por las cuales acepté el papel", resaltó, sobre los giros innovadores que la nueva ficción propone.

El guión de "ADDA, Amar después de amar" -tira grabada íntegramente con tecnología 4K, de alta calidad cinematográfica- que escribieron Erika Halvorsen, Gonzalo Demaría, Micaela Libson y Esteban Garrido, está contado sobre dos líneas temporales, una de ellas signada por un misterioso accidente en la ruta y la otra, tres años antes.

"Mi personaje es Santiago Alvarado, un policía retirado que maneja una cuadrilla de albañiles. Le va bien en el trabajo pero gracias a Damián (interpretado por Federico Amador), crece mucho más", contó Martínez.

"Es una persona de pocas palabras, humilde, y está totalmente abocada a su familia y a su mujer. Es sincero, tranquilo y también medio hosco", dijo Martínez sobre Santiago, esposo de Carolina, temperamental ama de casa que en la ficción hará Eleonora Wexler, y amigo de Damián y Raquel (Isabel Macedo), matrimonio acomodado en los negocios pesqueros.

"El hecho de que Santiago haya sido policía -recapituló- cobra importancia en su presente, porque cuando su mujer tiene un accidente arranca una pesquisa policial en la que tiene participación y con la que resurge la faceta investigativa que había dejado atrás".

En la misma línea, continuó: "Es una novela adulta y diferente, y me atrajo mucho por ese lugar. Mi papel es diferente, me tocó hacer de alguien que no recordaba haber hecho hasta el momento. Venía de interpretar a alguien más grande, tener hijos adolescentes también es diferente a tener hijos más chicos, lo digo porque soy padre de hijos chicos en la vida real y nunca hice de padre en una tira de ficción".

Dirigida por Miguel Ángel Colom y Pablo Vázquez (que compartieron junto a Diego Sánchez la dirección de "Entre Caníbales"), "ADDA. Amar después de amar" no sólo se podrá ver a través de la señal de aire de Telefé sino que también se extenderá a las plataformas digitales de la cadena de televisión a través de un blog y de la serie web "La búsqueda de Laura".

Esta experiencia transmedia que propone contenido extra y la historia en paralelo de Laura, la mujer de un detective que es encarnada por Manuela Pal, relatará en formato de novela literaria la investigación del accidente y develará en cada episodio distintas pistas sobre la historia de los amantes.

Télam: El mismo día que se estrena "ADDA", Polka también presenta "Quiero vivir a tu lado", ¿te fijás en ese tipo de cosas y en el rating?

Mariano Martínez: Yo me fijo en la competencia porque es la base de la televisión pero sinceramente lo que más me importa es que el programa esté bueno, que sea lo que leímos y actuamos, para lo que tanto nos esforzamos. Queremos que la gente lo acepte y después sí, ganar, obvio.

T: ¿Cómo ves el panorama actual de las producciones nacionales en relación con las extranjeras?

MM: Hay novelas extranjeras que son muy buenas y eso es una realidad, les va muy bien y están primeras en rating. Y esto viene hace un par de años, desde que tengo memoria, desde "Avenida Brasil". Yo me quedaba en casa encerrado, sin ir a la pileta, para ver la novela porque no podía creer lo bien escrita que estaba y me sorprendía ese nivel de guión que tenía la tira, más allá de la producción, porque cualquiera no pone la plata pero eso es más fácil. El guión es la gran diferencia. Hay películas en las que trabaja Brad Pitt o Robert De Niro, superproducciones que son un aburrimiento de guión, a los cinco minutos te dormís, pero si el guión está bueno y no hay tanta plata encima, te enganchás en seguida a verlo.

T: Como espectador; ¿qué creés que pide el público?

MM: Es positivo que haya guionistas buenos y que se le de importancia a eso. Creo que la gente pide que la historia que les cuentes esté buena, que sea atrapante. La gente pide que no se la subestime como público desde el guión, con las repeticiones o con los detalles. Nosotros, en esta historia tratamos de cuidar cada detalle porque a veces puede pasar que la idea esté genial pero que haya escenas con alguna falla, estábamos todos al tanto y enfocados en eso. Después te puede gustar o no el programa pero nosotros estábamos de acuerdo en que eso era lo importante. En cuanto a la calidad, creo que se remarca el 4K porque como presupuesto es mucho más caro filmar así, es un agregado de producción importante, pero si la historia no está buena, para mí el 4K no sirve de nada.

T: Después de tantos años en televisión, ¿qué cosas del Mariano Martínez que apareció hace 20 años con "La Nena" quedaron por el camino y que cosas se ganaron?

MM: Tengo ese joven a flor de piel, eso no lo perdí, me sirve mucho para divertirme con mis hijos sobre todo, me sé divertir así como joven, adolescente o niño, y para mi profesión me sirve porque es jugar. En esta serie jugué un montón y reí detrás de escena cuando tenía que hacer una escena dramática o de tensión, es un trabajo en el que mejor la pasé detrás de cámara y mejor me sentí adelante de cámara. Sigue estando aquel Mariano Martínez, siempre lo voy a tener pero gracias a Dios sin perder mi niño interior, solo que soy un hombre de familia, tengo 38 años, muchas responsabilidades y sueños que todavía quiero cumplir y que demandan gran concentración y gran trabajo.

T: ¿Cuáles son esos sueños?

MM: Producir es un gran sueño que tengo y más allá de seguir actuando es vivir de la producción, hoy por hoy no puedo vivir de la producción. Compré una obra de teatro mientras hacía "Esperanza mía", una obra inglesa, una historia real que se hizo en Londres que se llama "Dear Lupin", son padre e hijo y acá calculo que se llamará Querido hijo, porque trata sobre unas cartas que el padre le mandaba al hijo durante 20 años para criarlo a la distancia, tiene mucho humor, mucha emotividad y la iba a estrenar para abril pero no llegué por un tema de presupuesto, y tengo pensado para julio y por ahora sigue siendo parte del equipo Norma

Aleandro para dirigir y ella está muy entusiasmada y ojalá siga estando porque como se atrasó un par de meses pero ella se mantiene muy fiel al proyecto porque le gusta, así que ojalá lo pueda estrenar para julio en el Multiteatro porque Rotemberg le tiene mucha fe al proyecto.
Fuente: Télam

Más Leídas