espectaculos espectaculos
miércoles 04 de mayo de 2016

"Los Simuladores" revivieron las mejores historias de la serie

Federico D'Elía, Alejandro Fiore y Martín Seefeld estuvieron en "Mejor de Noche", el programa de Leo Montero, y recordaron algunas de las escenas más divertidas. Además, un invitado muy especial se hizo presente

Los Simuladores es una de las series más recordadas y repetidas de la televisión argentina. Federico D'Elía, Alejandro Fiore, Martin Seefeld y Diego Peretti fueron los protagonistas del programa, emitido por primera vez en 2002 por Telefe. Si bien tienen buena relación, no suelen mostrarse juntos públicamente. Pero este martes a la noche fue la excepción y los primeros tres se hicieron presentes en Mejor de noche, el ciclo conducido por Leo Montero en Canal 9 de Capital Federal.

"Se nos hace difícil encontrarnos porque estamos los tres en cosas distintas", indicó Seefeld. Los entrevistados destacaron la trascendencia que tuvo la serie porque sólo contó con 24 capítulos, a diferencia de Casados con Hijos, que también es muy recordada pero contaba con varias temporadas más.

En diálogo con Leo Montero, contaron que cuando hicieron la primera prueba de filmación no tenían muchas expectativas. "En un diario dijeron que se prepararon 3200 pilotos y no entró uno solo. Es un producto que quedó en el inconsciente de la gente", dijo Seefeld. Y D'Elía confesó: "No teníamos ilusiones".

El momento más divertido de la noche llegó de la mano de Fiore. En un capítulo de la serie se vistió de travesti para llevar a cabo una de las extravagantes misiones de Los simuladores. "Yo no quería hacer eso y me hicieron una jugada fea. Yo le estaba besando el ombligo (al hombre con el que supuestamente debía tener relaciones) y estaba esperando que corten. Se suponía que debía sonar una sirena y cortábamos. Pero nadie cortaba. Me detuve un poquito arriba del ombligo, yo estaba desesperado y todos estaban cagándose de risa", contó el actor ante las carcajadas de sus compañeros, mientras mostraban la escena al aire.

Pero hubo otro sorprendido. El actor José Andrada, cuyo personaje mantuvo un "romance" con el de Seefeld y le dijo la recordada frase "¿no hay otro piquito para mí?", entró al estudio vestido igual que en la serie y revivió aquella escena. Él lo abrazó, mientras sus compañeros le gritaban "¡que se besen!"

Fuente:

Dejanos tu comentario

Más Leídas